Acompañado de una niña robó joyas de oro, dólares y electrodomésticos

Personal de la Brigada de Investigaciones allanó ayer la vivienda del presunto autor del robo ocurrido en la vivienda de una funcionaria de la Justicia. El individuo que cometió el delito actuaba acompañado de una niña para no levantar sospechas.

El robo se registró en la mañana del jueves cuando la propietaria se encontraba en su lugar de trabajo. A partir de la tarea de los investigadores la damnificada reconoció que un día antes vio a un sospechoso acompañado de una niña merodeando el edificio.
Durante la misma mañana del robo una testigo se cruzó con el sospechoso y este le afirmó que era empleado del edificio. De esa manera y con la niña tomada de su mano, el hombre no levantó sospechas, aunque quedó registrado en las cámaras de seguridad del edificio.
El individuo logró acceder al segundo piso del lugar y forzar un ventanal frontal para acceder al departamento. Al parecer, el delincuente tuvo el tiempo suficiente para revisar cada rincón de la casa y guardar en una mochila distintos bienes.
Según precisaron fuentes oficiales a este diario, el ladrón se apoderó de una notebook con valiosa información para la funcionaria, perfumes importados, joyas como cadenas, entre otros objetos. Todos los elementos fueron guardados en una mochila.
En las imágenes de las cámaras de seguridad se observa cuando el autor se retiraba del lugar con una mochila. Ante la denuncia, la Brigada de Investigaciones ayer después de las 18 allanó la casa del sospechoso identificado por la policía como Marcelo Carlos Cárdenas, alias "Carlitos", quien reside sobre Los Alamos y Sarmiento, en el barrio La Floresta.
Los investigadores no encontraron los elementos denunciados como robados pero sí incautaron prendas de vestir que habrían sido utilizadas en el robo. Presumen que la niña, de unos 5 años, utilizada en el ilícito sería familiar de Cárdenas, quien ya cuenta con antecedentes y estaba registrado en el sistema AFIS de identificación de personas.
En el interior del domicilio se encontraron con una decena de electrodomésticos de dudosa procedencia, debido a que el hombre no pudo acreditar con documentación que eran suyos. Entre esos elementos que no fueron secuestrados había una computadora All in One, un televisor LED nuevo, teléfonos celulares, tablets, entre otros.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico