Afirman que la nafta aumentará un 7 por ciento a partir de noviembre

De aplicarse, la suba llegaría a cerca del 40 por ciento en menos de un año, ya que los cuatro incrementos anteriores totalizaron hasta ahora el 31 por ciento. El combustible aumentó el 6% en enero; el 6% en marzo; el 6% en abril y el 10% en mayo.

El titular de la Cámara de Empresarios de Combustibles, Raúl Castellanos, aseguró que el incremento en la nafta y el gasoil se aplicará en noviembre tras un supuesto acuerdo entre la administración de Mauricio Macri y las empresas del sector. El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, declinó confirmar o desmentir la suba al señalar que ese tema no pertenece a su "área".
Castellanos admitió que no tiene confirmaciones del acuerdo "porque nunca las dan", y explicó que la suba que regirá desde el mes próximo "es algo que se acordó a principio de año entre las petroleras y el Gobierno nacional. El último ajuste, que debía hacerse en mayo, quedó pendiente con el congelamiento que hubo hasta el 31 de octubre. Pero a partir del 1 de noviembre están habilitadas las compañías para aumentar el 7 por ciento".
Al ser consultado al respecto, el ministro Frigerio dijo: "la nafta no es un servicio público, algo que determina unilateralmente el Poder Ejecutivo, depende de muchísimos factores: del precio internacional, el tipo de cambio y los acuerdos que se hacen con las empresas petroleras; es un tema muy complejo".
En declaraciones a radio Continental, Castellanos sostuvo que "seguramente" será el último incremento de 2016 y estimó que "en Capital, la nafta súper llegará a 19 pesos y en el resto del país superará los 20 pesos".
En lo que va del año, los combustibles líquidos aumentaron el 5 por ciento el 6 de enero, el 5 de marzo y el 1 de abril, mientras que el último incremento fue el 3 de mayo, cuando treparon el 10,1 por ciento.
Luego recordó que "en lo que va del año, los combustibles aumentaron un 31%" y explicó que "el aumento del crudo y la devaluación" generaron un encarecimiento.
También trazó un panorama difícil para las estaciones de servicio al indicar que "las ventas bajaron un 5%" y que además "la gente pasó de las naftas premium a otros productos más baratos".
"Fue un año de costos crecientes", confesó y afirmó que tiene "incidencia muy fuerte el costo laboral".
Las petroleras pidieron al gobierno nacional la autorización para aplicar el que sería el quinto aumento en los precios de los combustibles en lo que va del año.
Según se había anunciado, tanto las empresas como el Ministerio de Energía y Minería, habían logrado acordar hace algunos meses no no incrementar los precios de venta al consumidor hasta el 31 de octubre, pero en noviembre podrían volver a subir.
Las petroleras quieren una suba del 7 por ciento pero el techo de sus pedidos llegaría hasta el 15 por ciento.
De aplicarse, la suba llevaría a cerca del 40 por ciento, ya que los cuatro incrementos anteriores llegaron al 31 por ciento.
Así es que en caso de aumento el litro de nafta súper de YPF superaría los $18 en Capital Federal (si es que el incremento fuera del 7%) y la premium llegaría a los $20,61 y el gasoil en 16,62 pesos.
Hasta ahora, la nafta aumentó el 6% en enero; el 6% en marzo; el el 6% en abril y el 10% en mayo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico