Ahora Cordera dice que usó la "provocación" para despertar interés en una charla

El cantante Gustavo Cordera pidió este lunes ser sobreseído. Aclaró que de todas maneras lo sacaron de contexto.

Cordera explicó que usó la "provocación" para despertar interés en una charla en la que dijo que hay mujeres que necesitan ser violadas. Aclaró que de todas maneras lo sacaron de contexto.

Cordera fue indagado este lunes en los tribunales de Comodoro Py ante el juez federal Rodolfo Canicoba Corral, a quien le presentó un escrito en el que solicitó su sobreseimiento.

"Hay mujeres que necesitan porque son histéricas y necesitan tener sexo, ser violadas porque lo necesitan y psicológicamente lo necesitan porque tiene culpa y porque no quieren tener sexo libremente. Necesitan y quieren jugar a eso, a mi no me gusta jugar a eso, pero hay gente que sí, hay tipos que si les gusta jugar a eso. Somos muy complejos los seres humanos", dijo Cordera en una charla para estudiantes de periodismo en agosto pasado. Sus dichos causaron indignación y repudio.

Hoy ante la justicia dijo que lo sacaron de contexto y que intentó provocar que los alumnos intervinieran en el debate.

"No he cometido ningún delito, seguramente no transmití bien mi mensaje porque no fue comprendido", dice parte del escrito presentado en el que aclaró que fue "mal interpretado y estigmatizado por sus dichos".

"Lamento profundamente si, con mis dichos, he causado dolor, herida o enojo", dice parte del escrito en el que dio su versión sobre esa charla en la escuela de periodismo TEA . Habían pactado que era privada y que no iba a ser difundida.

Cordera explicó que se lo invitó a una "charla informal" y que intentó ser "provocativo" para despertar el interés de los alumnos, para que intervengan en el debate.

Luego de esa charla, Cordera recibió dos denuncias, una del Consejo Nacional de las Mujeres de Presidencia de la Nación y otra del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI) que lo acusaron por discriminación e incitación a la violencia.

Para la fiscalía los dichos de Cordera, "frente a un público y una cámara, en los cuales incita a violar a aquellas mujeres 'histéricas' dichos en un contexto pone a las mujeres en una posición en el que por el solo hecho de serlo se encuentran incapacitadas para poder decidir libremente respecto de su vida sexual".Ahora el juez debe definir si lo procesa o no a raíz de sus dichos.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico