Amenazas y denuncias entre vecinos por nuevas ocupaciones ilegales

Un hombre de nacionalidad paraguaya que intentaba ocupar tierras frente al balancín petrolero de Standart Norte denunció ante la Policía de Kilómetro 8 amenazas de muerte de parte de un vecino de la zona que estaba acompañado por integrantes de la Secretaría de Seguridad municipal. Fue en medio de los procedimientos que culminaron ayer con el levantamiento de las ocupaciones precarias que se estaban instalando dentro del radio de seguridad del balancín. "Aquí existe un pozo en actividad en un radio cercano. Si los dejamos, el problema posterior será de nuestra responsabilidad" dijo el secretario de Tierras, Alberto Parada.

La zona de asentamientos ilegales en Standart Norte ha crecido demográficamente en los últimos siete años. Los asentamientos se realizaron a ambos lados de la avenida Nahuel Huapi. Muchos de los que allí comenzaron a ocupar hace tiempo tomaron varios terrenos más y realizaron construcciones precarias que luego vendieron sin ningún tipo de papel, ni constancia de trámite ante la Municipalidad.
En medio de la falta de servicios básicos, y en un terreno totalmente desparejo, entre caños de petróleo y un balancín de bombeo, otros de los que allí ocuparon construyeron viviendas y alentaron a venir a sus familiares que llegaron desde el litoral del país, como así también desde Paraguay.
El fin de semana, unas nueve familias intentaron ocupar terrenos en el radio de seguridad del balancín petrolero. Eso llevó a que se genere una situación tensa entre los que ya están ocupando el sector hace tiempo y los que llevaban a cabo el nuevo asentamiento.
Según pudo conocer El Patagónico, un joven nacido en Paraguay, de 28 años y con tres hijos que intentaba ocupar uno de esos terrenos, denunció ante la comisaría de Kilómetro 8 que el miércoles a la mañana cuando se hallaba cerca del balancín de calle Código 2393 un hombre que se encontraba con uno de los vecinos del lugar le dijo: "te voy a cagar matando". Después le reiteró la amenaza en tres ocasiones.
Al parecer el agresor creía que el ciudadano paraguayo estaba organizando las ocupaciones ilegales, dijo el denunciante. El hombre expuso ante la Policía que junto al que lo amenazó de muerte "había personal de la Secretaria de Seguridad de la Municipalidad", los cuales se movilizaban en una camioneta Volkswagen Amarok.
El agresor -según la denuncia- se desplazaba en una camioneta Ford EcoSport de la que extrajo un arma de fuego, obligando a la víctima a buscar refugio en la casa de un vecino.
La comisaría de Kilómetro 8 elevó las actuaciones al Ministerio Público Fiscal que investiga el caso. A la denuncia de este joven de 28 años se suma otra que ratifica lo que el hombre expuso sobre las amenazas de muerte con presencia de Secretaría de Seguridad en el lugar.

AYER LEVANTARON
LAS OCUPACIONES
Finalmente ayer a la mañana la Secretaría de Tierras levantó las nueve ocupaciones que se realizaban en un lugar muy peligroso para vivir.
"Aquí existe un pozo en actividad en un radio cercano. Si los dejamos, el problema posterior será de nuestra responsabilidad. La gente que quiso instalarse no tiene antigüedad en Comodoro y nosotros debemos cumplir con las ordenanzas, por lo que seguiremos levantando ocupaciones ilegales apenas pretendan instalarse", afirmó al respecto el secretario de Tierras, Alberto Parada.
El funcionario sostuvo que "las tierras son municipales y la empresa que trabaja cerca deberá hacer el cerrado correspondiente". A las familias que no reúnen los requisitos para acceder a tierras municipales, desde la Secretaría les propusieron que se acerquen a Desarrollo Humano y Familia "para encontrar una solución".
De la misma manera, el secretario indicó que "también hemos sacado a otras personas que especulan con lotes y posteriormente hacen negocio con la tierra. Esto no lo vamos a permitir y seguiremos levantando ocupaciones ilegales apenas pretendan instalarse para que no se consoliden".
Con respecto al procedimiento dijo que "fue tranquilo. La gente de la Secretaría trabajó con normalidad. Esta es nuestra tarea; la gente tiene que entender que el Municipio tiene que cumplir con las ordenanzas. Aquí están muy cerca los radios de seguridad" finalizó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico