Amiga de Diana Rojas salió en su defensa y negó rumores

Una amiga y compañera de Dianas Rojas, joven asesinada en mayo de este año en Puerto Madryn, salió en su defensa ante las acusaciones sobre vinculaciones con la prostitución VIP, la droga y políticos.

Cecilia Mülbayer Hansen, amiga y compañera de estudio de Diana Rojas, la joven entrerriana asesinada en mayo de este año, se mostró muy enojada en una entrevista con la emisora LU17 de Puerto Madryn, ante los rumores sobre su vida privada y supuestas vinculaciones con políticos de la ciudad y sectores vinculados a las drogas y la prostitución VIP.

Cecilia criticó el uso que se le dio a esos rumores afectando la imagen de Diana, por otra parte desechó las hipótesis sobre un supuesto asesinato por encargo de alguna esposa despechada o de alguna novia celosa al decir que la versión es la misma pero que cambian los protagonistas.

Se definió como muy cercana a Diana y que conocía sus horarios, por lo que indicó es difícil creer todas las acusaciones que se indicaron.

Respecto a la muerte de Diana y los motivos que la llevaron al desenlace, Cecilia Mülbayer fue cauta y dijo que la determinación será del juez. Aunque desde las pruebas objetivas recolectadas en la investigación cree que fue un rapto de locura de Dante Donini, el taxista que la vio con vida por última vez, y único imputado en la causa que en las próximas horas será sometido a pericias psiquiátricas.

EL CASO

El martes 17 de mayo a las 10:35, Diana Rojas llamó a una parada de taxis y pidió un móvil a su domicilio. Concurrió el taxi interno 127, un Chevrolet Corsa conducido por Dante Doninni, según consta en las planillas de la garita.

Según los fiscales, el taxista trasladó a la víctima hacía un descampado que queda a unos 700 metros de la Ruta 1, comenzando a agredirla con la utilización de un arma blanca ante la resistencia de la misma, hasta darle muerte. Luego se desapoderó de su teléfono, DNI y cartera.

El taxista, según su relato, reconoció haber llevado a la joven pero dijo que se bajó antes de destino y que él siguió su viaje. Por su parte, el médico forense dijo que el taxista poseía lesiones compatibles con un accionar de dar muerte a una persona.

"El elemento productor de escoriaciones es humano", sostuvo en su dictamen el médico forense, según se ventiló en la audiencia. "Hubo un mecanismo de defensa por parte de Diana por la agresión que sufrió", relataron los fiscales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico