Analía fue derivada a Capital Federal para continuar con su atención médica

La joven madre de 25 años se encuentra internada en una clínica privada de Buenos Aires especializada en traumatología y ortopedia para la cocolación de las prótesis. Espera poder hacer la rehabilitación en Comodoro Rivadavia.

Hace casi un mes atrás Analía Gallardo relataba a El Patagónico que su objetivo era "salir caminando" aunque reconocía que sus piernas no iban a quedar como las tenía "pero estoy viva, con mis hijas y metiéndole toda la onda para salir adelante".

La semana pasada la joven de 25 años, madre de dos niñas, debió ser derivada de la Clínica del Valle a la clínica privada Dupuytren en Capital Federal debido a la complejidad que reviste la colocación de los implantes que necesita en ambas piernas, las cuales sufrieron graves heridas tras ser embestida brutalmente por Pablo Rodríguez, quien manejaba en estado de ebriedad, en la madrugada del 3 de noviembre.

Desde Capital Federal, su mamá, Mariela Rey, contó a El Patagónico que los estudios que le realizaron para comenzar con los implantes de las piernas salieron "todos bien" y que el miércoles comenzarán a colocárselos. "Gracias a Dios va bien", dijo sobre el estado de animo de Analía, quien deberá pasar las Fiestas alejadas de su familia.

Si bien los implantes deberán colocárselos en Capital Federal, esperan que la rehabilitación pueda hacerla en Comodoro Rivadavia.

En tanto, la familia designó al abogado Cristian García para que siga la investigación ya que se estableció un plazo de seis meses para concluir con la misma y se dejó en libertad a Pablo Rodríguez informándole la obligación de concurrir al juzgado toda vez que le sea requerido.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico