Argentina visitará a Gran Bretaña con Del Potro, Delbonis, Pella y Mayer

La serie con los británicos se disputará del 16 al 18 de setiembre en terreno escocés. En esta ocasión no fue convocado Juan Mónaco. El ganador de esta serie jugará en la final con el vencedor de Croacia y Francia.

Juan Martín Del Potro, Federico Delbonis, Guido Pella y Leonardo Mayer, quien regresa a la formación, integrarán el equipo de Copa Davis de la Argentina que visitará a Gran Bretaña del 16 al 18 de setiembre en Glasgow, en una de las semifinales del Grupo Mundial 2016, con la ilusión de alcanzar la final del certamen.
Del Potro, ubicado en el puesto 142 del ránking mundial de la ATP, será el 'as de espadas' del equipo argentino, la principal carta de triunfo en tierra británica, acompañado por el azuleño Delbonis (43), el bahiense Pella (51) y el correntino "Leo" Mayer (117), según lo anunció ayer el subcapitán Mariano Hood.
"Se designó al mejor equipo posible teniendo en cuenta el momento de cada uno y la superficie sobre la que se jugará la serie. El nivel de Del Potro es muy importante, pero el resto también dejará todo para llegar lo más lejos posible", comentó Hood en la rueda de prensa que ofreció en la sede de la Asociación Argentina de Tenis (AAT), en el centro de la Capital Federal.
La eliminatoria se jugará en el estadio Emirates Arena de Glasgow, con capacidad para 8.000 espectadores, sobre una superficie dura de carpeta y bajo techo, favorable a Gran Bretaña, actual campeón de la Davis tras haber superado el año pasado en la final a Bélgica.
"Será una serie muy difícil, no solo por la superficie, sino porque Gran Bretaña tiene a Andy Murray, un tenista que pelea mano a mano con Novak Djokovic por el número uno del mundo", añadió el 'Niño' Hood, quien suplantó al capitán Daniel Orsanic, actualmente en Nueva York para colaborar con Del Potro en US Open.
Argentina se instaló en semifinales tras haber superado a Polonia (3-2) en Gdasnk y a Italia (3-1) en Pesaro, mientras que los británicos le ganaron sucesivamente a Japón (3-1) y Serbia (3-2).
El equipo "albiceleste" llegará a la cita con Del Potro en un gran momento, tras haber sido medalla de plata en los Juegos de Río 2016, donde perdió la final ante Murray, y su acceso a los cuartos de final del US Open, donde se enfrentará hoy al suizo Stanislas Wawrinka (3).
También será importante la presencia de Mayer, quien estuvo ante los polacos pero faltó frente a los italianos.
El correntino, con un récord de 11 victorias consecutivas en la Davis (entre singles y dobles) sufrió una lesión en el hombro derecho que no le permitió tener continuidad en el circuito, perdió puestos en el ránking y recién hace 15 días que encontró parte de su tenis, con un título en el Challenger de Manerbio, en Italia.
"Es muy importante para el equipo que "Leo" esté de regreso, sano y competitivo. Es clave dentro del grupo y también se siente a gusto sobre canchas rápidas, donde suele sacar a relucir su mejor tenis", explico a Télam Mariano Hood.
De hecho, el correntino Mayer le ganó ayer al francés Hugo Grenier por 6-1 y 6-1 su partido de la ronda inicial del Challenger de Saint Remy, en Francia, sobre superficie rápida, similar a la que encontrará en Glasgow, con la intención de tener una experiencia previa que le facilite su desempeño en la Copa Davis.
El "Yacaré" Mayer reemplazará al tandilense Juan Mónaco (94) en relación a la formación que se impuso en Pesaro, y seguramente con su presencia Orsanic podrá formar el dobles que más le gusta junto a Del Potro, y también tendrá una opción válida en singles.
Argentina partirá hacia Escocia el viernes a las 13:10 en un vuelo de la compañía aérea British Airways que partirá desde el Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini, de Ezeiza, y llegará a Glasgow el sábado al mediodía.
Los partidos se jugarán el viernes 16 de setiembre a partir de las 13 (las 9 de la Argentina) con dos cruces de singles.
El sábado 17 desde las 14 (las 10 de la Argentina) se jugará el punto de dobles y el domingo nuevamente a partir de las 13 los dos puntos de singles que cerrarán la eliminatoria.
Argentina, que tiene una asignatura pendiente con la Davis, puesto que nunca pudo ganarla (fue subcampeón en 1981, 2006, 2008 y 2011) y espera arribar a una nueva definición.
En el caso de conseguirlo, se encontrará en la final, nuevamente en condición de visitante, con Croacia o Francia, que animarán la otra semifinal en la misma fecha en la ciudad de Zadar.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico