Atrapan a incineran un Pokemon en barrio LU4

Dando cumplimiento a una tradicional despedida del año viejo, un grupo de adolescentes y jóvenes del barrio LU4 protagonizó en los primeros minutos de ayer ante cientos de vecinos de ese y otros sectores urbanos aledaños, la quema de un muñeco de casi tres metros de alto.

Esta vez la figura elegida fue Pikachu, uno de los personajes de la primera generación del video juego Pokemon Go, solo que en la versión que se utilizó en la quema -sobre el faldeo de un pequeño cerro- sus cualidades eléctricas fueron reemplazas por una gran cantidad de poderosa pirotecnia que produjo fuertes estallidos para admiración de los espectadores.
En cierta manera el Pokemón 2016, con su vistoso color amarillo que desapareció en contados minutos, era el ideal para la quema ya que estaba viejo o desactualizado por la aparición de la versión Go que luego se hizo popular en todo el mundo.
A todo esto, vale recordar que en la Argentina esta costumbre comenzó a ser popular a partir de 1956 en la ciudad de La Plata y que en el caso del barrio LU4 se enraizó a poco de ser inaugurado, hace aproximadamente tres décadas.
Los primeros muñecos eran simples, confeccionados con el relleno de algunos overoles, pero con el transcurrir de los años sucesivas generaciones de jóvenes se fueron haciendo cargo y creando figuras más sofisticadas.
Muchos vecinos y algunos comercios colaboran con esta singular fiesta que también representa quemar las circunstancias negativas de la vida que deja el año vencido y al mismo tiempo augurar mejores perspectivas para el que recién comienza a transitarse.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico