Ayurveda, una medicina milenaria que nos mantiene saludables

La Medicina Ayurveda nació en India, es el sistema principal entre los sistemas médicos de este país. Es una medicina que promueve y preserva la salud así como la cura de enfermedades.

Por: Ariana Vega. Médica generalista (MP 2588) - Terapista ayurvedica.

En el idioma sanscrito ayur significa vida y veda significa conocimiento, por lo que ayurveda significa literalmente la ciencia de la vida.
El ayurveda da gran importancia a las acciones preventivas relacionadas con la alimentación, la actividad física, y las rutinas y técnicas que ayudan a la armonía mental. Esto, sumado con técnicas de desintoxicación, ayuda a mantener el equilibrio corporal.
Dentro del plan de desintoxicación se recomiendan los masajes con aceites para eliminar las toxinas corporales, relajar y tonificar el cuerpo, estimular el sistema digestivo y descansar bien.
Yoga y ayurveda están íntimamente relacionados. Tanto las asanas (posturas) como el pranayama (control de la respiración) son prácticas que nos permiten desarrollar la fuerza interior para atravesar situaciones estresantes con una mente calma y serena. Esto junto con la meditación son pilares básicos del ayurveda para lograr y mantener nuestra armonía mental.
Es conocida la limitación de la medicina moderna convencional en muchas enfermedades y por esto muchas personas han buscado sistemas alternativos de medicina. El enfoque integral de esta medicina en la búsqueda de la salud así como la utilización de medicinas naturales seguras con mínimos o nulos efectos colaterales hace que el interés así como la difusión de esta terapia se expanda por nuestro continente.
La gran diferencia con la medicina convencional es el tratamiento. Este es integral, no se basa en atender meramente los síntomas ni enfocarse en un solo órgano. Asimismo, se utilizan estudios diagnósticos convencionales al igual que fármacos cuando la situación lo requiere.
Hay estudios publicados en donde se observa una reducción en los factores de riesgo cardiovascular en individuos que practican los métodos ayurvedicos. Las preparaciones herbales han mostrado ser beneficiosas para prevenir y tratar ciertos canceres, tratar enfermedades infecciosas, promover la salud y tratar el envejecimiento.
Las plantas constituyen el 90 % de las materias primas para la preparación de drogas ayurvedicas, aunque también se usan productos minerales, metales y animales en las formulaciones. Al ser preparadas a partir de productos naturales, las drogas utilizadas en ayurveda son más inocuas que las drogas de origen químico, esto siempre y cuando sean bien utilizadas.
Según el ayurveda cada persona presenta tres energías o doshas que son vata, pita y kapha, que según el predominio de estas se constituye nuestra constitución. Las personas de constitución vata tienden a ser más activas, inquietas, creativas. La contextura es delgada, piel seca y fría. El sueño y el apetito son irregulares. Frente al estrés reaccionan con insomnio, temor, ansiedad. Aquellos con predominio de pita son inteligentes, transpiran con facilidad, su apetito y digestión son fuertes. Reaccionan con ira e irritabilidad frente a los desequilibrios cotidianos. Las personas kapha son metódicas y pensativas, su humor es estable, son poco afectados por el estrés. Tienen una constitución corporal solida, el apetito y la digestión son lentos.
Conocer nuestra constitución nos ayuda a aceptarnos tal cual somos, y además tener una alimentación, actividades y estilo de vida apropiados para mantener una buena calidad de vida.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico