Brenda Vargas volvió a prisión por cometer un delito mientras tenía libertad condicional

Hoy Brenda Vargas cumple 25 años y tal vez alguien le cante el "feliz cumpleaños" en prisión, donde permanece por haber cometido un nuevo delito mientras gozaba de libertad condicional. Se le imputó que apuntando con una pistola 45 amenazó a su ex pareja diciéndole: "dame la plata, o te voy a volar la rodilla".

Brenda Vargas hoy cumple 25 años. Será un aniversario particular para ella ya que permanecerá encerrada en prisión. Es que ayer en la audiencia de control de detención y formalización de la investigación el juez Alejandro Soñis le dictó un mes de prisión preventiva para cautelar el proceso en el que la Fiscalía la investiga por portación ilegal de arma de guerra y amenazas coactivas.
El funcionario de fiscalía Cristian Ovalle, junto a la funcionaría Jazmín Abraham, detallaron el hecho por el que se la investiga a Vargas, conocida en el ambiente policial por sus antecedentes.
La Fiscalía investiga que el último viernes, a las 19:25 en La Cautiva 1.040, donde vive su ex pareja Francisco Ríos, Vargas llegó con una pistola calibre 45 marca "Taurus"; le apuntó a la cabeza desde unos dos metros y le dijo: "Dale, la concha de tu madre; dame la plata o te voy a volar la rodilla".
La víctima había llamado a la Policía a través de un teléfono para alertar de la situación y según el testimonio del remisero que la condujo, Vargas ingresó a la casa y luego se subió al automóvil a esperar que le trajeran el dinero.
CON ANTECEDENTES
Ovalle solicitó prisión preventiva para Vargas y para ello citó los peligros procesales de fuga, ya que cuenta con antecedentes penales registrados en cuatro carpetas judiciales cuyos delitos –robos agravados, hurto y daño- han sido homologados en un juicio abreviado el 24 de mayo de 2015 por el entonces juez José Rago.
Vargas accedió en diciembre del 2014 a la libertad condicional dictada por la juez Daniela Arcuri. La pena de tres años de prisión de cumplimiento efectivo recién la tendría cumplida el 30 de abril de 2017, por lo que contando con libertad condicional la joven se vio involucrada nuevamente en un delito.
Ovalle advirtió que de recaer una pena por este nuevo delito por el que se la investiga, la misma sería de cumplimiento efectivo por lo que solicitó un mes de prisión preventiva para cautelar el proceso.
En principio, Brenda Vargas pensó declarar ayer, pero al ser asesorada por la defensora oficial Cristina Sadino tras un cuarto intermedio, desistió. Entonces, la defensora trató de exponer algunos de sus conceptos en cuanto a que la víctima tuvo tiempo de ir a buscar la plata mientras Vargas esperaba en el auto, pero rápidamente el juez Soñis le recordó que "no se puede tomar declaraciones por terceros".
De esa manera, Sadino dijo que se planteará la nulidad del procedimiento policial –refiriéndose previamente al testigo de actuación- y destacó que Vargas tiene arraigo en la ciudad.
El juez exhortó a la Fiscalía a estudiar y analizar la calificación de las amenazas coactivas recordando que tienen que tener entidad para el temor de la víctima, ya que la imputada lo habría amenazado y esperado en el vehículo.
Sin embargo, dijo que es una calificación grave la portación ilegal de un arma de fuego que ayer no fue controvertida por las partes. Declaró legal la detención y resaltó el importante detalle de los cuatro hechos por los que fue condenada anteriormente Vargas, y que en vigencia de la libertad condicional se ve de esta manera otra vez involucrada en un delito.
Ante la gravedad del hecho, sumado a la expectativa de pena y los peligros de fuga, el juez Soñis le dictó un mes de prisión preventiva y el mismo plazo de investigación.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico