CGT presiona y mañana anunciará el día del paro si no tiene respuestas

La coincidencia en el diagnóstico fue confirmada a Télam por cuatro dirigentes sindicales; Acuña, miembro del triunvirato; Abel Frutos (secretario de Finanzas); el secretario de Vivienda y Turismo, Roberto Fernández; y el secretario de Producción e Industria, Rodolfo Daer.

La CGT aguarda contestación sobre un bono universal para estatales, la exención del aguinaldo de Ganancias sin topes, una compensación económica para los salarios convencionales desfasados por la inflación, y bonos para jubilados y las asignaciones sociales.
El día crucial para definir si habrá paro o no será mañana, cuando a partir de las 9 se encuentren los dirigentes sindicales, encabezados por Juan Carlos Schmid, Héctor Daer y Carlos Acuña, con autoridades de la administración Macri en la sede del ministerio de Trabajo.
La coincidencia en el diagnóstico fue confirmada a Télam por cuatro dirigentes sindicales; Acuña miembro del triunvirato; Abel Frutos (secretario de Finanzas); el secretario de Vivienda y Turismo, Roberto Fernández; y el secretario de Producción e Industria, Rodolfo Daer.
Frutos, consultado por Télam, precisó que "el paro está definido y sólo hay que fijar la fecha si no hay ninguna respuesta que satisfaga nuestros reclamos, porque hasta ahora lo que está instalado por voceros oficiales no contempla lo que venimos reclamando".
El dirigente cegetista y titular de la Federación de Panaderos añadió que "oficialmente no tenemos nada, salvo las especulaciones de los medios a través de comentarios de tal o cual ministro, pero esperamos la reunión del miércoles, y el jueves el Consejo Directivo resolverá".
Por su parte, Fernández, secretario de Vivienda y titular de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), sostuvo que "si no atienden los reclamos de la CGT, el paro es una realidad", a la vez que añadió "el capital tiene que estar al servicio de la economía y de la gente".
El colectivero precisó que "el Gobierno tendría que ir a la sede de la CGT a manifestar qué fuentes de trabajo va a crear y cómo vamos a salir de esta difícil situación económica".
El dirigente señaló que hay unanimidad en los gremios del transporte para plegarse a la medida de fuerza, resuelta durante el Comité Central Confederal del 23 de setiembre.

"VA A HABER PARO"
Entretanto, Acuña, secretario general de la Federación de trabajadores de Estacionamientos y Garages, a tono con sus colegas, afirmó que "si las respuestas del Gobierno no son satisfactorias, va a haber paro".
Por su parte Rodolfo Daer, secretario de Producción e Industria de CGT y titular del gremio porteño y bonaerense de la Alimentación, indicó que "el paro es inevitable en la medida que el Gobierno no dé las respuestas que los trabajadores esperan, y no tome nota del malestar y la tensión existente de la mayoría de los argentinos".
Puntualizó que "el Gobierno debe atender y propiciar la emergencia social, porque hay que reconocer a las organizaciones sociales por su labor para contener a millones de desocupados que podrían haber sido captados por el narcotráfico o el crimen organizado".
Tras reclamar un bono universal para estatales nacionales, provinciales y municipales, para jubilados y asignaciones sociales y la exclusión del aguinaldo del tributo de ganancias sin tope alguno, destacó que "el Gobierno no puede seguir echando la culpa de los problemas existentes a la herencia recibida".

"ENCONTRAR
UN EQUILIBRIO"
Además, el secretario general de la UTA, Roberto Fernández, aseguró que "da toda la impresión que va a haber paro", aunque pidió que el presidente Mauricio Macri reciba a la CGT para "trabajar" y "encontrar un equilibrio".
Asimismo, reconoció que hay diferencias dentro de la central obrera respecto a la convocatoria de una medida de fuerza y consideró que los que impulsan eso opción "son muy apresurados".
"Da toda la impresión que va a haber paro. Pero vamos a trabajar para ver si podemos encontrar un equilibrio", sostuvo el referente sindical.
En diálogo con Radio Nacional, el secretario de Vivienda y Turismo de la Confederación General del Trabajo (CGT) indicó que "es buena" la relación con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, a quien definió como "un muchacho que está en el diálogo".
Sin embargo, el líder de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) remarcó que "hay que sentarse con el Presidente también para empezar a buscar un camino".
"La pelea no le sirve a nadie. Nosotros queremos sentarnos, conversar y buscar una manera en el buen camino para todo. El Gobierno prometió mucho y no lo ha cumplido, pero no por eso tampoco podemos llegar a hacer medidas para que esto traiga consecuencias muy graves", destacó Fernández.
"Tenemos que sentarnos en una mesa y empezar a ver cómo paramos este tema de la inflación. Acá la están parando pero a falta de poder adquisitivo. Hay que ver en una mesa qué política laboral y económica vamos a realizar. Si no se hace un acuerdo nacional entre empresarios, Gobierno y trabajadores, esto va a tener muchos problemas: Cada vez más desocupación, pobreza", agregó.

"HALCONES
Y PALOMAS"
Consultado sobre si hay "halcones y palomas" dentro de la CGT, Fernández reconoció que "es cierto" y afirmó que hay sectores que "son muy apresurados", ante lo cual pidió "prudencia".
"Tiene que coincidir la coherencia. Conversar siempre es bueno para encontrar un diálogo y coherencia. Si no lo arreglamos entre todos, esto no se va a arreglar así. Hay que tener prudencia, hay que esperar hasta el martes o miércoles a que el Gobierno decida qué es lo que va a hacer. Después veremos nosotros qué decisión vamos a tomar, porque las decisiones son fácil decirlas", indicó.
Finalmente, el secretario general de la UTA se quejó de los dichos de varios integrantes del Gobierno que manifestaron que el bono de fin de año sería para "los sectores que más lo necesitan".
"Si el Gobierno dice esto, está mal porque se está adelantando a una situación, está diciendo una cosa antes de conversar. Es una falta de respeto", concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico