Cimadevilla conducirá la Unidad Fiscal AMIA que dirigía Nisman

El ex senador nacional Mario Cimadevilla encabezaría la Unidad AMIA o una Secretaría de Estado que la reemplace y la potencie para investigar desde ese estamento no solo lo sucedido con el atentado a la Asociación Mutual Israelita Argentina, ocurrido en 1994, sino también con el fallecimiento de Alberto Nisman. En declaraciones a El Patagónico, el ex titular de la UCR Chubut adelantó que mañana contestará el ofrecimiento que el viernes por expreso pedido del presidente Mauricio Macri, le hizo el ministro de Justicia, Germán Garavano.

El viernes, el ministro de Justicia de la Nación, Germán Garavano, le ofreció al ex senador nacional Mario Cimadevilla encabezar la Unidad Fiscal de Investigación AMIA, que podría cambiar de nombre ya que la idea es transformarla en Secretaría y agregaría, a su motivo fundacional, la investigación del fallecimiento del ex titular de la misma, el fiscal Alberto Natalio Nisman.
"El ofrecimiento existió, por expreso pedido del presidente Mauricio Macri, y más allá de las dificultades que la futura Secretaría puede tener, ya que estamos hablando de la investigación de dos hechos conmocionantes, me seduce mucho. El martes (por mañana) voy a dar la respuesta", aseguró Cimadevilla.
En diálogo con El Patagónico, el ex senador comentó que en la primera charla con Garavano ya se hablaron de las funciones y alcances de la Unidad, como también del equipo y presupuesto que la misma tendrá.

DECISION POLITICA
"El Gobierno nacional, como prometió en campaña, toma este tema como causa de Estado y por eso se decidió avanzar con mucha seriedad y firmeza para investigar lo que pasó con AMIA, una causa que tiene 20 años, y con Alberto Nisman. Para eso hace falta decisión política, que ya está, mucho trabajo y un equipo muy importante para avanzar en la búsqueda de la verdad", expresó.
Cimadevilla no quiso dar a conocer su respuesta pero, por sus expresiones, todo parece indicar que mañana, el ex senador aceptará el cargo que desempeñó Nisman hasta su fallecimiento, ocurrido el 18 de enero de este año, un día antes de la declaración que debía efectuar en el Congreso por su denuncia contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Su muerte quedó rodeada por circunstancias aún poco claras, ya que su cadáver apareció, con un balazo en su cabeza, en el baño de su casa.

"LA IMPUNIDAD TERMINO"
El ex legislador nacional, una pieza clave en el armado de la alianza Cambiemos que le permitió a Mauricio Macri llegar a la Presidencia, aseguró ayer que, más allá de su decisión personal, que ya está tomada, tendrá que esperar hasta mañana para saber cuáles son las herramientas que contará para dirigir la Unidad AMIA, que tendrá rango de Secretaría de Estado.
"La causa de AMIA, que ya lleva 20 años, y la muerte dudosa de Nisman, hasta ahora no se pudieron investigar porque hubo jueces que, más que buscar la verdad, se preocupaban por encubrir. En la denominada década ganada, la justicia argentina no investigaba al poder. Hubo jueces que se apartaron de la búsqueda de la verdad, pero esto, como la impunidad, ya terminó y por eso ahora tenemos confianza en avanzar y poder saber realmente lo que pasó y quienes fueron los responsables", concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico