Clausuraron restaurante céntrico por falta de higiene y habilitación

La clausura del local ubicado en avenida Rivadavia al 300 se llevó a cabo anoche por parte de personal municipal, luego de que se determinaran irregularidades en las condiciones higiénicas y edilicias.

La Subsecretaría de Fiscalización concretó ayer a las 20:30 la clausura del restaurante ubicado en avenida Rivadavia al 300, debido a la falta de habilitación comercial y condiciones precarias de seguridad e higiene.

Daniel Campillay, titular del área, indicó que se inspeccionó el restaurante y se constató la falta de habilitación desde el año 2012, que según la propietaria el trámite no se hizo por una deuda de impuestos pero ya estaban notificados hace un tiempo.

Asimismo se corroboró la existencia de problemas en las instalaciones eléctricas y falta de seguridad e higiene en el sector de la cocina. "Se pudo registrar un problema importante en la campana principal donde se elaboran las comidas por falta de limpieza y mucha humedad en el edificio", dijo.

Tras la clausura, el acta fue elevada esta mañana al Juez de Faltas correspondiente, quien determinará los pasos a seguir y las sanciones correspondientes.


Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico