Combatirán la superpoblación canina de Laprida con cuatro acciones conjuntas

Con una jornada de castración masiva que se iniciará en los primeros días de agosto, un censo, charlas en las escuelas del barrio y la captura de perros a partir de la próxima semana, el municipio intentará abordar la superpoblación canina en Laprida.

El lunes una jauría atacó a Omar Olima, un vecino de Laprida que había salido a caminar como lo hace habitualmente. Producto del ataque sufrió diversas heridas, algunas de gravedad que obligaron a que se le apliquen injertos.
Esta situación puso en alerta a los vecinos, que inmediatamente denunciaron que hay superpoblación canina en el sector, pero que nadie hace nada.
Finalmente el viernes, los vecinos se reunieron con autoridades municipales, que se comprometieron a combatir la problemática para disminuir la cantidad de canes que andan sueltos por el barrio.
Tras el encuentro, el subsecretario de Fiscalización, Daniel Campillay, confirmó que en los primeros días de agosto se pondrá en marcha una jornada de castración masiva, se ejecutará un censo para analizar la situación barrial de los canes, se dictarán charlas en las escuelas sobre tenencia responsable de mascotas y se iniciará la captura de animales.
"Tenemos un pleno compromiso con la ciudad para solucionar la superpoblación canina", dijo Campillay.
El funcionario puso en valor la predisposición de las familias de Laprida que "identificaron la cantidad de perros y las zonas conflictivas donde vamos a trabajar con personal municipal a partir del día lunes". Y en ese sentido, explicó: "una vez ubicados los animales, los vamos a trasladar al dispensario donde los vamos a estudiar y hacer controles para luego entregarlos en adopción".
"Esto como primera medida", adelantó el funcionario. "Después vamos a continuar con este plan de acción que consiste en censar; realizar castraciones masivas y charlas educativas en los colegios del barrio para comenzar a concientizar a los más pequeños sobre la tenencia responsable de mascotas", aseguró.
Campillay reconoció que para combatir la problemática es fundamental la presencia municipal en estos sectores, pero destacó que es necesario contar con el acompañamiento de los vecinos para que contribuyan con las acciones.
Además, consideró que este tipo de reuniones son fundamentales "porque se da un espacio donde se plantean los problemas que existen y podemos definir acciones en el momento. Ese mismo lunes vamos a comenzar a desplegar el plan de acción en Laprida y esperamos resolver prontamente este tema".
Según se informó, el objetivo de la Municipalidad es continuar con estos esquemas de trabajo en toda la ciudad, tal como ya se hizo en los barrios Abel Amaya y Restinga Alí.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico