Comerciantes se oponen a que las murgas desfilen por el centro

La polémica es porque el sector empresarial ha tenido malas experiencias con el vandalismo, disturbios y venta ilegal. Desde el municipio dicen que habrá un fuerte dispositivo de seguridad y agregaron que quienes venden espuma son socios de esa entidad.

La Cámara de Comercio renovó su queja ante el municipio por los festejos de los carnavales, que nuevamente serán en pleno centro de Comodoro Rivadavia, sobre calle San Martín. Desde la Secretaría de Cultura consideraron que el tema es opinable aunque argumentaron que la fiesta se desarrolla en el centro en el marco de una política de inclusión.
La postura del gremio empresarial tiene base en los reclamos de los socios ante las malas experiencias por los festejos anteriores. Entre ellos, las vidrieras perjudicadas por la espuma, la gran cantidad de residuos que quedan al día siguiente y el espacio para la venta ilegal durante las dos jornadas.
Aunque los dos aspectos más graves que indican los comerciantes es que ha habido disturbios dentro de los locales debido a los altos consumos de alcohol y también el cierre obligado de los comercios porque resulta técnicamente imposible trabajar con una convocatoria masiva como la que se espera.
"Creemos que el desarrollo de los carnavales es un actividad positiva como expresión cultural y social, sin embargo insistimos en optar por una alternativa que tenga el menor impacto posible para el comercio y pymes de nuestra ciudad", afirmó el presidente de la Cámara de Comercio, Alexis Tögel.
El pedido de trasladar los festejos a una zona alternativa sigue desoída, remarcan desde la entidad empresarial.
"El trabajo de inclusión social es el eje de nuestra política cultural", apuntó Daniel Vleminchx, secretario de Cultura del municipio, al ser consultado por El Patagónico. El funcionario indicó que "bajar al centro" es significativo para los chicos y las chicas que integran murgas en los barrios.
Vleminchx remarcó que los carnavales tienen lugar una vez por año y que es un feriado que desde el municipio de Comodoro Rivadavia reivindican porque el movimiento murguero está estrechamente relacionado con los barrios.
"La espuma que se ve en la calle San Martín es vendida por socios de la Cámara de Comercio", indicó. El responsable del área cultural del gobierno de Carlos Linares apuntó que en las inspecciones que realizan durante esos días siempre decomisan mercadería de algunos vendedores que no tienen habilitación.
En relación a los disturbios, Vleminchx respondió que habrá un fuerte operativo de la Policía del Chubut y la Secretaría de Seguridad municipal. Para el funcionario, los incidentes rara vez están vinculados a las murgas sino que tienen otro origen.
Por el momento todavía hay espacio para un debate entre el sector empresarial que considera afectados sus intereses y el Gobierno municipal sobre las actividades murgueras que se hagan en el futuro.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico