Consultoras confirman que inflación de abril fue la más alta en 13 años

El último fin de semana se confirmaron tres aumentos de incidencia directa en el bolsillo de los consumidores: combustibles, prepagas y cigarrillos. Pero particularmente el de las naftas tendrá impacto en otros sectores de la economía debido a su influencia en la cadena de costos.

Un cóctel mezcla de tarifas de servicios, transportes, combustibles, alimentos, prepagas, cigarrillos, entre otros ingredientes, derivaron en un trago amargo para los consumidores. Según los especialistas consultados por ámbito.com, las estimaciones de la inflación de abril se ubican entre 6 y 8%, lo que representa la suba más alta en 13 años, cuando en junio de 2002 marcó 8,2%.
Marina Dal Poggeto, directora del Estudio Bein y Asociados, informó que "abril nos da 7,2%" de inflación, de los cuales "cinco puntos son tarifas y alimentos". En tanto, evaluó que "si no hay nuevos aumentos tarifarios la inflación del segundo semestre tendría que ser sensiblemente menor". "Pero tenés por un lado al ministro de Energía (Juan José Aranguren) anunciando aumentos, y al de Hacienda (Alfonso Prat Gay) diciendo que no, y por otro lado depende de la política cambiaria del BCRA", aclaró.
En ese sentido, consideró que "por momentos creo que no hay coordinación en el equipo económico, y por otros discuten las cosas y van cambiando, no hacen siempre lo mismo, se adaptan según el momento". "La necesidad de corregir era evidente", aseguró sobre la suba de tarifas y el valor del dólar.
"Con un tipo de cambio tranquilo y sin aumentos de tarifas, la inflación se va a moderar. Pero a niveles interanuales se va a mantener alta hasta octubre. Para diciembre-diciembre proyectamos 36% de inflación, a lo mejor está corto", afirmó.
Fausto Spotorno, de la Consultora de O.F. & Asociados, dijo a este medio que "todavía no cerramos abril pero dio alto, entre 7 y 8%". Sin embargo, explicó que "la suba de tarifas nos dio 6%, si la inflación da entre 7 y 8% con esta suba de tarifas diría que es bueno, porque quiere decir que la inflación subyacente no llega a 2%".
Además, evaluó que la del segundo semestre "no hay duda de que va a ser menor a la del primero" y sostuvo que "la suba de tarifas y la menor demanda pueden ayudar a acelerar la baja inflacionaria".
En tanto, la consultora Elypsis, de Eduardo Levy Yeyati y Luciano Cohan, difundió que "en abril se aceleran los precios con respecto al mes pasado acumulando una suba de 6,9%".
Para Rodrigo Alvarez, socio y director de Analytica, la inflación de abril está "por encima del 6%", y aseguró que desde el inicio del año "hay una pérdida de poder adquisitivo muy importante para las familias y una caída en la confianza del consumidor".
Indicó además que "para mayo va a ser baja", pero lo adjudicó a que "el gobierno sabiendo que en mayo tendrá el nuevo índice de precios buscó concentrar los aumentos en abril, con una lógica más comunicacional que una estrategia de moderación económica". "La lógica subyacente es pagar todos los costos de entrada. Con esta concentración necesariamente los datos de mayo van a ser más bajos", explicó.

MAYO TENDRIA UN 3% DE INFLACION
Este fin de semana se confirmaron tres aumentos de incidencia directa en el bolsillo de los consumidores: combustibles, prepagas y cigarrillos. Pero particularmente el de las naftas tendrá impacto en otros sectores de la economía debido a su influencia en la cadena de costos.
Los especialistas consultados por ámbito.com calculan para mayo que la inflación estará cerca del 3%, aún alta, aunque sustancialmente menor a la de abril que fue de entre 6 y 8%, la más alta desde junio de 2002.
Para Rodrigo Alvarez, socio y director de Analytica, la nueva suba de 10% de las naftas "no es demasiado significativa". Pero advirtió que "lo que vemos es una serie de aumentos en abril que van a generar un golpe importante en el bolsillo de la clase media". "En términos individuales ninguno es sustancial, pero cuando los sumamos a todos hay un salto que es notable", agregó.
Alvarez indicó que en el mes que inicia la inflación "va a ser más baja" que en el anterior, pero lo adjudicó a que "el gobierno sabiendo que en mayo tendrá el nuevo índice de precios buscó concentrar los aumentos en abril". Así, sostuvo, "necesariamente los datos de mayo van a ser más bajos".
Por su parte, Fausto Spotorno, de la Consultora de O.F. & Asociados, estimó que para mayo la inflación va a estar entre 2 y 3%.
En referencia a la suba de los combustibles, Spotorno aseguró que "el impacto sobre el consumidor directo es de entre 0,3 y 0,5%, pero tiene también impacto sobre todo lo logístico que es más difícil de medir, y va a tener un impacto inflacionario".
"La nafta sube porque se devaluó, el precio de los combustibles se maneja en dólares. Se devaluó 45%, la nafta ya subió 30%, está subiendo en cuotas, le faltarán dos subas más", pronosticó.
Asimismo, Marina Dal Poggeto, directora del Estudio Bein y Asociados, dijo que sobre los aumentos de abril "tenés arrastre para mayo, parte del gas, de los transportes, subtes, y los de este fin de semana: naftas, cigarrillos, prepagas". "No va a llegar a lo de abril -que fue 7,2%-, estará a la mitad, en torno al 3%, pero es prematuro", sostuvo.
Dal Poggeto, sostuvo respecto a los combustibles que en la inflación pegan 0,4% en el índice, pero recordó que desde diciembre lleva acumulada una suba de 31% y que "se traslada a la matriz de costo del resto de la economía".
En tanto, Elypsis, Eduardo Levy Yeyati y Luciano Cohan, calculó la inflación de abril en 6,9% y aseguró que "deja para mayo un arrastre estadístico de 2%, mayor al 1,4% que recibió de marzo".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico