Cuando el talento te lleva por nuevos caminos

Mateo Kawaguchi, un joven maestro pizzero de 22 años con síndrome de Down, viajará a Italia junto a otros cuatro en donde afrontarán una competencia con diversos desafíos. .

La historia de Mateo Kawaguchi, maestro pizzero

Mateo Kawaguchi se recibió de maestro pastelero y pizzero en la escuela de la Asociación de Propietarios de Pizzerías Casas de Empanadas y Actividades Afines (Appyce) e integrará el equipo de seis argentinos que viajará a representar al país en el Mundial de la Pizza que se realizará entre el 8 y el 10 de mayo en el Centro Palacassa de Parma, en Italia.
"Estudio desde al año pasado en la escuela, pero también hago pizzas en La Continental", señaló Mateo, quien además tiene un emprendimiento denominado Los Perejiles.
La escuela de Appyce funciona hace diez años y es la primera en América Latina que se especializa en la formación de maestros pizzeros y de ahí, también, egresaron el año pasado Pablo y Leandro, y este año están estudiando Guadalupe y Ariel, todos con síndrome de Down.
"Somos un equipo de seis personas que vamos a viajar al mundial y Mateo, que es uno de los integrantes, va a participar en la especialidad de pizza in teglia también conocida como al molde", indicó Javier Labake, director de la escuela donde cursó el joven con síndrome de Down.
El director señaló, además, que "es la segunda vez que viajamos al mundial. El año pasado competimos con un estilo diferente al de ahora y vamos a tratar de subir en un escalón más en el podio".
"Asimismo estamos también gestionando una entrevista con el papa Francisco que estamos seguros que se concretará durante nuestra permanencia en Italia", agregó.
"Mateo es un chico aferrado a la vida. Tuvo dos cirugías cardíacas y vivió intensamente desde el día en que nació. Como un hijo es un orgullo y una muestra de esfuerzo, bancarse todo lo que le ha pasado. Su mayor característica como persona es que, pese a ser un joven con muchas dificultades, se hace querer por todos. Tiene mucha constancia y se sube al camión y no se baja hasta que termina su trabajo. Está muy feliz y orgulloso de sus logros, del dinero que gana con su trabajo y de lo que puede hacer con eso", dijo Gabriela Quintana, mamá de Mateo.
"Vamos a viajar todos a Parma (el Mundial será entre el 8 y 10 de mayo en el Centro Palacassa de la ciudad italiana) para alentar a Mateo. Él va a estar con los pizzeros en un hotel. Yo estaré antes y mi marido viajará con mis dos hijos para acompañarlo en el Mundial y presenciar ese momento. Lo que respecta a los preparativos y a la competición en sí él va a estar con sus compañeros", aclaró Gabriela.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico