Cuando la tecnología ayuda a buscar justicia

María Isabel Chorobick de Mariani, más conocida como "Chicha", buscó durante 39 años a su nieta Clara Anahí, secuestrada a los tres meses de vida, y en esa búsqueda la modernidad la ayudó con las redes sociales, especialmente Facebook, donde la fundadora de Abuelas de Plaza de Mayo le escribió cartas a esa beba que hoy es una mujer.
Acompañando las publicaciones un collage de fotos, "Chicha" le escribió en varias ocasiones a Clara Anahí estas líneas: "Mi querida nieta, mi querida Clara Anahí. Soy tu abuela "Chicha" Chorobik de Mariani, te busco desde el momento en que Etchecolatz, Camps y su tropa mataron a tu madre y te secuestraron de tu hogar en la calle 30 nº 1134 de La Plata, Argentina".
"Fue el 24 de noviembre de 1976 y tenías 3 meses de edad. Desde ese momento con tu papá te buscamos hasta que a él también lo asesinaron al año siguiente", le detalló en la carta.
"A pesar de que trataron de convencerme de que habías muerto en la balacera, yo sabía que estabas viva. Hoy está comprobado que sobreviviste y que te has criado en poder de alguna familia, y es posible que hayas armado la propia", le contó.
"Ya tienes 38 años, aunque puedas tener tu documento adulterado, tu número probablemente sea cercano al 25.476.305 con el que te anotamos", agrega en esa carta.
Tras esas líneas, Chicha siempre manifestó el mismo deseo: "Yo quisiera pedirte que busques fotos de cuando eras bebé y las compares con las que acompañan este texto".
"A mis 91 años mi aspiración es abrazarte y reconocerme en tu mirada, me gustaría que vinieras hacia mí para que esta larga búsqueda se concretara. Es el mayor anhelo que me mantiene en pie, el que por fin nos encontremos. Mi amada Clara Anahí, mientras te espero seguiré buscándote!!", le escribió cada vez.
El texto de la carta concluyó siempre con el saludo de la abuela a su nieta buscada: "Te abrazo muy fuerte, tu abuela 'Chicha Mariani'".
Desde 2010, año en que "Chicha" inauguró su cuenta en Facebook, las cartas a Clara Anahí se repitieron y las fotos de ella y las de sus padres Diana y Daniel se multiplicaron con la esperanza de que esa mujer, hoy recuperada, se vea reflejada.
Por ello, su abuela le decía: "Ese fatal 24 de noviembre de 1976 policías y militares te sacaron de tu casa y fuiste entregada a otra familia. Hoy serás una mujer y seguramente estés dando mucho amor a tus hijos como lo hizo Diana, tu mamá, en los tres meses que pudo tenerte".
"Te estamos buscando. Si tienes dudas de tu identidad anímate a buscarme. Acércate que te esperamos, con tus tiempos y necesidades colaboraremos a recuperar tu verdadera identidad, la que tus padres te dieron el día en que naciste", le repetía a sus 91 años en una especie de clamor.
Cuando Chicha declaró en el juicio contra el represor y ex comisario Miguel Etchecolatz, que en 2007 fue condenado a cadena perpetua, por el asesinato de la madre de Clara Anahí, Diana Teruggi, dijo: "No me puedo permitir morirme, tengo que encontrar a mi nieta". Y los años le dieron la razón.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico