Cuidarse sin descuidar el bolsillo

Asesoró: Dra. Andrea R. Miranda (MN 149.634). Médica Nutricionista, especialista en obesidad y trastornos alimentarios

Una de las excusas más recurrentes para postergar un programa de alimentación saludable suele ser el precio de los productos dietéticos. Sin embargo, existen muchas opciones y hábitos de consumo que nos ayudan a gastar menos cuando buscamos corregir nuestras conductas alimenticias, para sentirnos y vernos mejor.

“Tener buenas costumbres a la hora de elegir lo que comemos es importante en el corto y en el largo plazo, por eso es necesario adecuarnos para seguir comiendo de manera saludable más allá de los vaivenes económicos”, recomienda la Dra. Andrea Miranda, directora de la Sociedad Argentina de Estética y Nutrición Integral (SAENI).
Buscar precios. Cada verdulería y cada supermercado maneja precios distintos, por eso, es importante recorrer locales para evitar abusos y precios remarcados. Aprovechá las ofertas.
Compras al por mayor. Esto aplica para todos los productos que se consumen a diario en un hogar, pero especialmente a aquellos ítems que se repiten en un programa de nutrición saludable como las colaciones, que se consumen incluso varias veces al día. De esta manera se puede ahorrar comprando productos con vencimientos extendidos como gelatinas light o leche en polvo descremada para cortar la infusiones.
Frutas y verduras de estación. Una buena forma de ahorrar algunos pesos en la verdulería – y consumir productos de mejor calidad- es elegir las frutas y verduras de estación. En otoño e invierno conviene privilegiar bananas, mandarinas, manzanas, naranja, pomelo, palta, así como acelga, apio, berro, brócoli, remolacha, zanahoria, zapallos y calabazas.
La colación económica. Un gran aliado para descender de peso en forma saludable es el turrón. Se consigue tanto en supermercados como en kioscos, algunos de los cuales ofrecen promociones por cantidad. El turrón es un snack de pocas calorías que aporta saciedad y ayuda a llegar con menos hambre a la próxima comida.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico