Curiosidades que alberga el hotel más antiguo de Trelew

El antiquísimo Hotel Touring Club, en la ciudad de Trelew, fue testigo de las andanzas del legendario bandolero Butch Cassidy, de un desfile de soldados nazis un año antes de la Gran Guerra, y por allí también pasó la particular figura de Antoine de Saint Exúpery.

El establecimiento abierto a fines de la década del 80, en el siglo XIX, bajo el nombre de El Globo está ubicado en la avenida Fontana 240. Está dividido en una gran bar confitería por un lado -la parte más antigua y donde los parroquianos se juntan a tomar café o ver los partidos de fútbol en la actualidad-, y el sector más "moderno" por el otro, donde se destaca una trabajada escalera de granito pulido a mano que conduce en laberínticos pasillos, a la treintena de habitaciones, y más allá, a la terraza que tiene las vista más espectaculares de la ciudad de Trelew.
Dicen que allí se habrían alojado Butch Cassidy junto a su compañero Sundance Kid, el famoso dúo de ladrones de bancos estadounidenses durante su raid patagónico para huir de la justicia norteamericana. Rafael Fernández, dueño del establecimiento junto a su hermano Luis, desde que sus padres lo adquirieron, en 1962, a Ana Jones, comentó que esa es la razón por la que los turistas norteamericanos son asiduos visitantes del lugar.
"Detrás del bar, en la parte más antigua, está el patio alrededor del cual se ubicaban -aún lo están, pero inutilizadas- las habitaciones, y en una de ellas se alojó el famoso pistolero americano, Butch Cassidy. Esa habitación la bautizamos 'Los Bandoleross' ", explicó.
Cassidy, Sundance Kid y su mujer Etta Place, llegaron al país luego de cometer varios atracos en su Norteamérica natal. Su historia quedó plasmada en la inolvidable película Butch Cassidy y Sundance Kid. Se afincaron en Cholila, provincia de Chubut, donde adquirieron tierras y ganado, construyeron una casa y se dedicaron por un tiempo al trabajo rural. Pero la policía estadounidense, nunca se dio por vencida y la calma patagónica duró poco. Hubo un robo al banco de Londres en Río Gallegos y la policía local enseguida sospechó de los tres gringos. Fue así que decidieron huir rumbo a Chile, y en ese raid se habrían hospedado en una habitación de este lugar que hoy es el Touring Club.
El lugar deja volar la imaginación hacia ese tiempo perdido, incluso se erige frente al edificio del Banco Nación, que data de esos tiempos. Casi parecería una invitación para el delincuente.
Por allí pasaron personajes. En la confitería, una foto del ex dos veces presidente de la Nación, Julio Argentino Roca, da cuenta de la visita que el "zorro", como lo apodaban sus detractores y admiradores, hizo al lugar para reunirse con los colonos galeses o sus descendientes.
Otro de los personajes famosos que estuvo en el hotel fue el prolífico Antoine de Saint Exúpery, ese aventurero que supo recorrer la Patagonia a bordo de su avión.
Otra curiosa historia ocurrió en 1938, cuando llegó a Puerto Madryn un acorazado alemán -país que en ese momento estaba bajo el nazismo-, y los jefes y soldados se llegaron hasta el hotel para realizar un vino de honor. "Hay una filmación que muestra cómo desplegaron todas sus insignias nazis y los soldados desfilaron frente al hotel", asegura el propietario, y la imagen no puede resultar más surrealista e inquietante.
Un acontecimiento de la historia trágica del país también sucedió en el Touring Club, cuando en el año de lo que se conoce como la Masacre de Trelew, tres de sus sobrevivientes dieron una conferencia de prensa, pero como la vida misma, con su rostro de fatalidad y fortuna, fue también el primer lugar donde se realizó una transmisión por cable.
Todas estas grandes y pequeñas historias que envuelven al hotel, que nació de la fusión del hotel Argentino y el hotel Globo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico