Damnificado en accidente denuncia que la policía encubre a conductora que lo causó

Pablo Daniel Villamayor, quien junto a su esposa Liliana Martínez resultaron damnificados en el accidente de tránsito ocurrido el sábado por la noche en el acceso oeste a esta ciudad.

Caleta Olivia (agencia)
Pablo Daniel Villamayor, quien junto a su esposa Liliana Martínez resultaron damnificados en el accidente de tránsito ocurrido el sábado por la noche en el acceso oeste a esta ciudad, denunció ayer diversas irregularidades por parte de la policía en torno al hecho.
El hombre que conducía el Peugeot 307 que resultó dañado en su frente, señaló que "la policía me está imputando a mí en el hecho cuando yo soy un damnificado más".
En ese punto, relató que "yo había detenido la marcha de mi vehículo para ceder el paso a cuatro peatones (una mujer y sus tres hijos) y aguardaba para poder cruzar por la calle Marta Crowe, cuando el Fiat Palio apareció prácticamente volando por el aire y cayó sobre el capot de mi vehículo, luego volcó y aplastó a quienes estaban por cruzar a pie".
"Luego del accidente, quisimos auxiliar tanto a Elizabeth Valle (conductora del Palio) como a la madre y a los niños (de los cuales dos sufrieron lesiones de consideración), pero ella se negaba a salir del automóvil que estaba volcado", dijo.
Además "le pegó a una mujer policía que intentaba ayudarla y cuando finalmente lograron sacarla para trasladarla en la ambulancia hasta el Hospital, gritaba que ojalá se mueran todos".
El hombre también sostuvo que luego del hecho "la policía no me tomó la denuncia porque estoy como imputado y ni siquiera me dieron una copia del acta para presentar en el seguro, cuando lo único que yo hice fue esperar con el auto detenido para que la mujer cruce con sus hijitos, pero fue Valle quien apareció por el tramo de ruta no habilitada y me chocó; por eso no entiendo que es lo que me imputan a mí".
"Dicen que yo también me resistí a la autoridad, pero en realidad es algo que solamente hizo ella. Están tratando de encubrirla y parece que no se dan cuenta de que cometió un delito muy grave", criticó.
Al mismo tiempo manifestó que "me parece que están haciendo esto porque es esposa de un policía y trabaja en la municipalidad. Pero es criminal que maneje en estado de ebriedad (2,33 gramos de alcohol en sangre) y encima después nos enteramos que solo estuvo 12 horas demorada y recuperó la libertad, mientras los niños aún siguen internados".
Cabe mencionar que en el hecho tomaron intervención la Seccional Tercera de Policía y el Juzgado de Instrucción N°2.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico