Denuncian que "congelaron" a empleados que acusaron a Zuñiga

Se trata de diez trabajadores que prestan servicios en el área de Seguridad del municipio y quedaron en tal situación luego de que aportaran su testimonio en la denuncia contra el secretario Antonio Zuñiga y Alejandro Velázquez. "Deben informar que van a trabajar pero no les asignan actividades", afirmó el abogado Sergio Romero.

Se trata de diez trabajadores que prestan servicios en la Secretaría de Seguridad y quedaron en tal situación luego de que aportaran su testimonio en el marco de la denuncia contra Antonio Zuñiga y Alejandro Velázquez. "Deben informar que van a trabajar pero no les asignan actividades", afirmó el abogado Sergio Romero.

Fueron tres trabajadores de planta de la Secretaría los que formalizaron la denuncia por "cohecho e incumplimiento de deberes de funcionario" en contra del actual secretario de Seguridad Antonio Zuñiga y el empleado Alejando Velázquez, conocido como "Maga", pero además otros 10 trabajadores "contratados" colaboraron para que se esclarezca el hecho con sus testimonios.

Según denunció Sergio Romero, abogado de los empleados que oficiaron sus alegatos en el marco de la investigación, estas personas quedaron en una particular situación: "la gente va a trabajar todos los días, pero no se les asigna tareas, deben informar en Recursos Humanos que van a trabajar pero no les asignan actividades".

Romero explicó que Carlos Marsó, apuntado como el "cerebro" de la denuncia por haber quedado afuera de la administración, no forma parte de los tres empleados que concretaron la demanda y tampoco fue convocado por la Justicia para prestar declaración al respecto.

Mientras, la investigación del caso - en manos de la fiscal Cecilia Codina- espera que la Municipalidad responda un pedido de informes emitido para avanzar con la imputación. "Cualquier organismo público está obligado remitir información a la mayor brevedad posible si quiere esclarecer un caso, si la Municipalidad retarda esa información es peor", consideró el abogado Romero.

Actualmente Fiscalía ya cuenta con el testimonio de los empleados que refuerzan las pruebas sólidas presentadas. "Se aportó el testimonio de diez personas que estaban presentes cuando ingresaron dos personas (bolicheros) a la Secretaría de Seguridad con bolsas de dinero en la mano, preguntando por los denunciados porque no habían pasado a cobrar, hubo coincidencias en el relato de cómo sucedieron los hechos".

Además, "intervino la Brigada de Investigaciones e identificó a la mayoría de las personas que indicamos en las autorizaciones porque se aportó la prueba", manifestó Romero e insistió en la necesidad de que ahora Recursos Humanos del municipio, y el área de Habilitaciones respondan a los pedidos de informe.

Con esta información se pretende esclarecer cuáles eran los trabajadores de cada área y su función, además de los empresarios titulares de los comercios controlados que también podrían sumar prueba.

Por último, el abogado detalló que se aportó el audio de dos conversaciones de comerciantes que dice "quiénes exigían la plata, cuánto y quiénes la recibían".

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico