Diego Osella: "el fútbol argentino se ha nivelado"

"En un clásico no importa cómo se llega, lo más importante es ganarlo. Lo dije en el clásico anterior: son 90 minutos de furia, que se deben jugar con mucha atención e intensidad porque va a ser un partido de ataque. Los conocemos y nos conocen", afirmó.

El director técnico de Newell's Old Boys, Diego Osella, sostuvo ayer que "el fútbol argentino está muy parejo porque se ha nivelado, no sé si para arriba o para abajo, pero se ha nivelado".
"Nosotros tenemos momentos de buen juego y por momentos no, por momentos somos prácticos y por momentos nos sentimos incómodos, como les pasa a todos los equipos. El otro día cuando empezó River-Patronato parecía un partido fácil para River y después se le complicó, lo mismo que a Racing con Rafaela", añadió.
El entrenador del equipo que marcha segundo con San Lorenzo, con 14 puntos, en una campaña sorprendente, abundó sobre el clásico de mañana, cuando su equipo visitará a Rosario Central, en el Gigante de Arroyito.
"En un clásico no importa cómo se llega, lo más importante es ganarlo. Lo dije en el clásico anterior: son 90 minutos de furia, que se deben jugar con mucha atención e intensidad porque va a ser un partido de ataque. Los conocemos y nos conocen", puntualizó.
Ante la consulta si planea el partido en función de la propuesta rival, Osella advirtió que "me fijo en lo nuestro y en tratar de sostener nuestra propuesta, pero los partidos son todos distintos y cuando la pelota empieza a rodar cada uno es responsable de lo que hace. Central, en algunos puntos está como nosotros, con algunas bajas, pero el partido va a depender de cómo estemos. Central es un equipo que trabaja mucho sobre la dinámica".
Y sobre la presencia del goleador Ignacio Scocco, en duda por una hernia discal que le produjo una ciatalgia derecha, o su eventual reemplazo por Mauro Matos, que no juega hace un mes por una tendinitis en el Aquiles derecho, reconoció que "Nacho es un jugador muy importante en la estructura del equipo, no lo pudimos tener después de Temperley y disimulamos su ausencia con la victoria ante Gimnasia. Matos hace mucho que está parado por una tendinitis rebelde y de lenta recuperación, pero no tenemos otro. Hay delanteros pero no son de área. El otro día jugamos con Joel (Amoroso) pero como entrenador tengo que resolverlo".
Osella amplió el tema y subrayó que "existe la posibilidad de que juegue uno y otro vaya al banco, o que no juegue ninguno. Son partidos en los que tienen que estar al 100 por ciento porque no podemos regalar nada. Mauro tiene en contra que llega con un tiempo mucho más largo sin jugar y yo necesito intensidad, no sólo que juegue. Y lo de Nacho es el día a día. Va a estar concentrado y, si está bien, va a jugar".
Por último, acerca de las chances de que Maximiliano Rodríguez sea el único delantero, Osella reveló que "es una posibilidad y también nos da la posibilidad de jugar con Joel y (Héctor) Fértoli rotando posiciones, porque son delanteros que ocupan esos lugares. Maxi de delantero tiene sus pro y sus contra: es un jugador que rinde mucho por izquierda, donde llega al gol y es incómodo para el rival, algo que pierde cuando juega de 9".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico