El 70% de los jóvenes argentinos prefieren los films de comedias

La encuesta abarcó a 1.980 propuestas recibidas, de alumnos de 13 a 18 años, el 55 por ciento mujeres, el 45 de hombres, el 40 por ciento de CABA, el resto del interior del país.

El 70 por ciento de los adolescentes argentinos quieren ver comedias, el 40 por ciento filmes de terror, el 30 por ciento ciencia ficción y fantasía, el 20 por ciento hechos reales y el 10 por ciento suspenso, según indican los resultados de la encuesta-concurso "¿Qué necesita el cine argentino para que más chicos como vos lo vean?, realizada por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa).
En cuanto a diferencias entre sexos, los temas adolescentes y actores jóvenes, así como las historias originales, fueron pedido de todos. En la ciencia ficción los hombres superaron a las mujeres 70 a 30 por ciento y en el rubro romántico las mujeres a los hombres 90 a 10 por ciento.
En cuanto a diferencias entre los participantes de Buenos Aires con los del interior, todos se manifestaron igual de interesados en temas adolescentes con actores jóvenes, la comedia y las historias originales, mientras que en la primera hubo mayor interés por temas reales y en el interior subrayaron los temas locales.
En Buenos Aires se manifestó una mayor preocupación por el ritmo de las narraciones mientras que en el interior hubo un particular acento en la demanda de difusión de la producción nacional.
El Incaa dio a conocer estos datos y a los siete ganadores de todo el país del concurso que acompañaba a la encuesta, en un acto realizado en la Escuela Nacional de Experimentación y Realización Cinematográfica (Enerc).
La encuesta abarcó a 1.980 propuestas recibidas, de alumnos de 13 a 18 años, el 55 por ciento mujeres, el 45 de hombres, el 40 por ciento de CABA, el resto del interior del país.
El jurado estuvo integrado por Sebastián Borensztein, Juan José Campanella, Miguel Cohan, Gabriel Nesci, y los representantes de las Enerc NOA; NEA y Cuyo, Roy Easdale, Karina Neme y Pablo Pastor, respectivamente.
Resultaron ganadores Geraldine Tinta, de Abra Pampa, Jujuy; Marcois Miguens, de Los Toldos y Belén Pellicano, de Mar del Plata, de la provincia de Buenos Aires; Lautaro Soza, de Mendoza; Miguel Duggan, de CABA, Bautista Grandi, de Paraná, Entre Ríos; e Isaías Soto Colicoi, de San Martín de los Andes, Neuquén.
Ellos mismos contaron frente a los participantes los puntos centrales de sus propuestas, por ejemplo las que impulsan la creación de cineclubes en los colegios, la incorporación en la currícula escolar del cine, del cine argentino como instrumento educativo en diferentes materias.
También que se respalden colecciones de figuritas dedicadas al cine argentino (idea del más jovencito del grupo, Miguel Duggan, de CABA), un ritmo dinámico que mantenga al joven siempre al borde de la butaca, el uso de redes sociales para la difusión y la discusión, y que los filmes no sólo incorporen más historias relacionadas con la adolescencia y taglines emblemáticos memorables.
La oportunidad sirvió para que Sebastián Borensztein, abriera la premiación expresando que "el cine es básicamente algo que pasa en la pantalla y pasa en la platea, y para los que hacemos lo primero es fundamental entender qué es lo que pasa en la platea... Hay un cambio en el consumo, yo no vería una película en un celular lo uso para hablar por teléfono, pero los jóvenes lo hacen".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico