El cura Rosa se negó otra vez a declarar y la juez le dictó la prisión preventiva

El sacerdote Rubén Agustín Torino Rosa está acusado de tres casos de abuso sexual. La detención llegó casi un año después de que el ex novicio Yair Gyurkovitz, de 21 años, radicara una denuncia, a la que luego se sumó la registrada por la ex monja Valeria Zarsa, mano derecha de Rosa en el Instituto Discípulos de Jesús de San Juan Bautista que fundó el imputado.

El sacerdote Agustín Rosa, que está acusado de abuso sexual, quedó ayer detenido en prisión preventiva por decisión de la juez de Garantías 7 en feria, Victoria Montoya, quien hizo lugar al pedido de la fiscal Luján Sodero, a cargo de la investigación, según informaron fuentes judiciales.
El sacerdote se negó otra vez a declarar al conocer los dos nuevos casos de abuso sexual simple que se le imputan, los que se suman al de abuso sexual gravemente ultrajante por el que estaba detenido.
Al quedar confirmada la detención del cura, con prisión preventiva, Montoya hizo lugar a la solicitud planteada por la fiscal penal de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual 2, María Luján Sodero, por lo que el sacerdote deberá continuar detenido a disposición del tribunal, mientras dure la feria judicial de enero.
Además, la jueza ordenó que se libren oficios al Servicio de Psicología, Psiquiatría y Asistencia Social del Poder Judicial y que se comunique lo resuelto al juez de Detenidos y a la Unidad Carcelaria 1.
Rubén Agustín Torino Rosa se encuentra detenido acusado del delito de abuso sexual gravemente ultrajante por la duración agravada por ser ministro del culto reconocido, y ahora se le sumaron dos casos de abuso sexual simple.
En su resolución, la magistrada indicó, entre otros puntos, que "debe tenerse en cuenta que en el caso que nos convoca existe la probabilidad que de recaer condena esta será efectiva, teniendo en cuenta la entidad del delito que se investiga".
Ello "justifica mantener al encausado privado de su libertad hasta la realización del juicio de donde emane una decisión jurisdiccional que concluya con el juzgamiento de su conducta", expresó la funcionaria judicial.
Además, señaló que "en el presente caso existe una 'peligrosidad procesal' que justifica la medida cautelar, concepto que se elabora a partir de una valoración no solo del o de los hechos imputados al encartado, sino además de las distintas circunstancias personales".
La jueza consideró además que el dictado del encarcelamiento preventivo se justifica en razón de que la investigación se encuentra en curso y está pendiente la obtención de datos a partir de la declaración de testigos, "que podrían resultar intimidados si el acusado recupera la libertad".

UN CASO QUE PODRIA MARCAR UN ANTECEDENTE
Rosa, fundador del instituto Discípulos de Jesús de San Juan Bautista, fue detenido el 21 de diciembre pasado y se encuentra alojado en el hospital del penal salteño de Villa Las Rosas.
La detención llegó casi un año después de la denuncia radicada por el ex novicio Yair Gyurkovitz, de 21 años, por abuso sexual a la que luego se sumó la registrada por la ex monja Valeria Zarsa, que era la mano derecha de Rosa en el instituto, creado en 1996.
Se trata de hechos ocurridos entre 2009 y 2012, en el ámbito del instituto, que en octubre de 2015 fue intervenido por decisión del Vaticano y Rosa fue desplazado de su cargo. La semana pasada, otro joven religioso que cursó estudios en el instituto, denunció por abuso sexual al sacerdote.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico