El Gobierno modificó la Ley de Medios por decreto y propuso discutir una nueva norma

Durante la conferencia, Peña dijo que esas medidas se tomaron "con el mandato del presidente Macri" y en el marco de su política de "pobreza cero", y de "unir a los argentinos".

El Jefe de Gabinete, Marcos Peña, anunció ayer la modificación por decreto de las leyes de Servicios de Comunicación Audiovisual y de Argentina Digital, la creación de un Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) que fusione la AFSCA y la AFTIC y la creación de una comisión bicameral que discuta una nueva Ley de Comunicaciones.
"Hoy, por decisión del presidente Mauricio Macri, se termina la guerra del Estado contra el periodismo", afirmó Peña en conferencia de prensa junto al ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad, y el futuro titular del Enacom, Miguel De Godoy. "El saldo de esa guerra es malo para todos: no ha habido un aumento de cantidad de medios ni de conectividad", sostuvo, y agregó que "comienza una política pública de comunicaciones del siglo XXI en la Argentina".
En ese sentido, el jefe de Gabinete recordó que su espacio político siempre planteó que la LSCA "tenía un problema central, que es que era una ley vieja, que había sido pensada con una visión de la comunicación del siglo XX", y agregó que el objetivo de la AFSCA "no era defender ni aplicar la Ley de Medios sino ser utilizada como un arma en la guerra contra el periodismo".
Además, agregó que la ley de Argentina Digital, dictada para regular las telecomunicaciones, "tenía que regular un sector vital, pero fue utilizada para otro capítulo de esa guerra" y que la AFTIC "fue un ente colonizado por La Cámpora". Por eso, indicó, fue necesario intervenir ambos organismos y crear por decreto la Enacom, que absorberá las funciones del AFSCA y la AFTIC, bajo la órbita de Aguad.
El Decreto de Necesitad y Urgencia anunciado por Peña establece además la creación de una comisión bicameral del Congreso "para discutir una nueva Ley de Comunicaciones que integre las dos leyes para que haya un marco normativo del siglo XXI".
Anticipó, además, que se "sacarán los cepos a la industria (de las comunicaciones) para que hayan más inversiones" y confirmó que el oficialismo propondrá la creación de una comisión bicameral en el Congreso "con el mandato de discutir una nueva ley de comunicaciones, que integre la Ley de Medios y la Ley de Tecnologías de la Comunicación" que, según el Gobierno, "solo sirvieron como armas de esa guerra" contra las empresas periodísticas.

CON EL MANDO DE MACRI

Durante la conferencia, Peña dijo que esas medidas se tomaron "con el mandato del presidente Macri" y en el marco de su política de "pobreza cero", y de "unir a los argentinos". "Hoy se termina la guerra del Estado contra el periodismo, de un tiempo de confrontación y de pelea que ha sido inútil. Comienza una política pública de comunicación del siglo XXI para que todos accedan a un servicio mejor, hacia la modernidad", y tengan, entre otras cosas, "una mejor telefonía celular", concluyó.
El 22 de diciembre, el Poder Ejecutivo decretó la intervención del organismo encargado de aplicar la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, desplazó de su cargo a Martín Sabbatella y nombró como interventor a Agustín Garzón, que al asumir el pasado lunes adelantó que realizaría una auditoría interna, en especial para conocer las condiciones en las que fue contratado el personal.
De Godoy, que acompañó a Garzón, aclaró ese día que quien "fue bien nombrado y trabaja, no tiene de qué preocuparse" y reiteró que "no es la idea de este gobierno derogar la ley de Medios". Sin embargo, afirmó: "Esperamos encontrar que las cosas están bien para trabajar bien, si están mal será una pena y tendremos que hacer cambios".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico