El Gobierno prometió a las provincias que habrá cambios en coparticipación

En una reunión con gobernadores peronistas, el ministro del Interior señaló que habrá "correcciones" en el reparto de los fondos y que el Ejecutivo se pondrá "al día con las deudas". Frigerio dijo que en la medida que se transfieran más recursos a las provincias, también se le transferirán más responsabilidades. Modificarán el decreto por el que Capital Federal tuvo un aumento.

El ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, recibieron ayer en Casa Rosada a once mandatarios provinciales del PJ, quienes reclamaron mayor participación en la administración de recursos de las provincias y el pago de deudas por obras de infraestructura y planes sociales, que alcanzan los 10 mil millones de pesos, sobre los que Frigerio se comprometió a saldar en un plazo de cinco semanas.
El encuentro, que comenzó cerca del mediodía en el Salón de los Escudos de la Casa de Gobierno, contó con la asistencia de los gobernadores de Salta, Juan Manuel Urtubey; de Santa Cruz, Alicia Kirchner; de Formosa, Gildo Insfrán; de Tierra del Fuego, Roxana Bertone; de Chaco, Domingo Peppo; de La Rioja, Sergio Casas; de Catamarca, Lucía Corpacci; de San Juan, Sergio Uñac; de Tucumán, Juan Manzur; y los vicegobernadores de Santiago del Estero, José Emilio Neder, y de Misiones, Oscar Herrera Ahuad.
El sábado los gobernadores del PJ se reunieron en la ciudad de San Juan para fijar una posición común frente a la decisión del presidente Mauricio Macri de aumentar por decreto la coparticipación para la Ciudad de Buenos Aires en la que no sólo se transferían recursos por el traspaso de la Policía Federal sino que, al estar enganchados al índice de distribución de los fondos coparticipables, también se incrementaban los del Fondo Nacional de Vivienda (Fonavi) y del Fondo Sojero (Fondo Federal Solidario), aumentando "la inequidad con las provincias".
Este reclamo, junto a un reparto equitativo de los fondos coparticipables, la atención de las deudas previsionales que la Nación mantiene con algunas jurisdicciones y la liquidación de otras deudas, tanto en infraestructura como en planes sociales, que alcanzan los 10 mil millones de pesos, fueron los principales ejes de un encuentro que se extendió por más de dos horas y en el que también participó el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó.

DEUDAS
Una vez finalizada la reunión, Frigerio, Urtubey y Uñac brindaron una conferencia de prensa para compartir las conclusiones, a las que el ministro del Interior definió como un "avance" porque "se plantearon problemas puntuales que hacen a la problemática de cada una de las jurisdicciones".
Sobre la deuda heredada por la gestión anterior, Frigerio dijo que al asumir la administración de Cambiemos se encontraron "con una deuda con las provincias superior a los 10 mil millones de pesos: más de 7 mil millones de pesos en obras de infraestructura y otros 3 mil millones de pesos de transferencia por planes sociales. Nos estamos poniendo al día, por supuesto que con dificultad, porque la situación fiscal del gobierno que heredamos es tremendamente complicada".
"El Presidente ha decidió darle prioridad al pago de estas deudas, que estimamos que en el trascurso de cinco semanas vamos a poder ponernos al día, y esto va a tener un impacto muy fuerte en términos de trabajo y de obra pública en todas las jurisdicciones", sostuvo.
También se acordó con los gobernadores una próxima reunión dentro de dos semanas entre equipos técnicos del ministerio y los mandatarios de todo el país para "empezar a trabajar sobre estas cuestiones que hacen al federalismo fiscal en la Argentina, y cómo empezar a solucionarlo después de prácticamente dos décadas de retroceso en este plano en la Argentina".
Frigerio afirmó que "hay que transferir más recursos a las provincias, y la contraparte es que también se les transfieran las responsabilidades", en sintonía con lo expresado por el Presidente ayer en Córdoba donde prometió incremento de fondos coparticipables a "quienes hagan bien las cosas".
Mientras, Urtubey destacó la buena "predisposición" de Frigerio al convocarlos, y dijo que eso "marca una buena forma de relación política" entre oficialismo y oposición, para empezar a establecer un "marco de relación como creo que el pueblo argentino estaba esperando de nosotros", aunque sentado a la derecha del ministro, insistió con el reclamo.
"Hemos planteado la necesidad de ese reconocimiento que la Justicia hizo al 15%, que hoy hay algunas provincias que tienen un sistema de coparticipación producto de lo resuelto por la Corte, diferente al de otras provincias. Eso se va a discutir técnicamente", sostuvo, al tiempo que dejó abierta la posibilidad de que cada provincia elija la vía que prefiera, porque "si no nos ponemos de acuerdo, el camino inevitable es el de la justicia para plantearlo".
Las reuniones técnicas servirán para analizar mecanismos para incrementar la masa coparticipable a través de "mecanismos correctivos" que permitan además "mayor equidad" en la relación entre las provincias y la Nación, pero también entre las propias provincias.
"Para nosotros federalismo no es discutir solo coparticipación, federalismo es generar condiciones de sustentabilidad para la actividad económica en cada una de las provincias", agregó el mandatario salteño, mientras que su par sanjuanino, Sergio Uñac, planteó que "Argentina es un país federal y por eso necesitamos todos tener la misma cantidad de derechos y obligaciones".
Al respecto, concluyó: "lo que nosotros venimos a plantear es que no debe haber cuatro provincias con coparticipaciones aumentadas y veinte provincias con coparticipaciones mantenidas a los números anteriores. Me parece que tenemos que generar un pie de igualdad y sobre esa igualdad generar la participación de todas las provincias del país".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico