El hombre hallado en Rocas Coloradas habría sido asesinado en la madrugada del viernes

Un gran misterio envuelve al decimocuarto homicidio ocurrido en Comodoro Rivadavia en lo que va de este año. La autopsia confirmó que el cuerpo presentaba golpes en la cabeza. Las pruebas dactiloscópicas no pudieron confirmar su identidad. La víctima tiene una edad aproximada de entre 35 y 40 años. Entre sus características físicas presenta una cicatriz de vieja data en el mentón. Las pruebas recolectadas llevan a los investigadores a presumir que fue asesinado en otro lugar y que pasadas las 6 del viernes, el o los autores dejaron el cadáver en la playa "El Enganche 2" donde fue hallado luego del mediodía.

Transcurridas más de 36 horas del hallazgo de un cuerpo calcinado en la playa situada a la vera de la ruta Provincial 1, a unos 12 kilómetros al norte de Caleta Córdova, los investigadores todavía no pudieron identificar a la víctima. Además resulta una incógnita que no haya denuncias sobre averiguación de paradero de personas ausentes de su hogar.
El caso fue designado a la fiscal Mónica García quien recibió ayer los resultados de la autopsia que determinaron que la persona presentaba varios golpes en el cráneo. Sin embargo, no se pudo establecer su identidad, a pesar de que se le extrajeron tejidos de las manos para un estudio dactiloscópico que arrojó resultados negativos al contrastarlo con el sistema de identificación AFIS.
Ahora se espera el viaje de una forense odontóloga procedente de Trelew para practicarle un estudio dental que pueda arrojar indicios sobre su identidad.
Mientras, en procura de que personas allegadas puedan tener la presunción de quién se trata, ayer se difundió desde el Ministerio Público que la víctima es un hombre de entre 35 y 40 años, de contextura flaca, pelo castaño semi largo y tez blanca. A pesar de las quemaduras se pudo establecer que vestía bombacha de campo de color beige, borceguíes y camisa leñadora.
Los investigadores policiales evalúan efectuar un relevamiento del barrio Caleta Córdova como primer lugar más próximo a la playa donde el viernes por la tarde se encontró el cuerpo calcinado. Se trata de una hipótesis preliminar para descartar si la víctima residiría en ese sector.
Según los indicios hallados en la playa cercana a Rocas Coloradas, el hombre habría sido asesinado en otro lugar durante la madrugada del viernes. Luego el cuerpo -envuelto en bolsas de consorcio y atado en los pies y cabeza con alambres- fue arrojado en esa costa.

HIPOTESIS
Según el estado del cuerpo, habría sido arrojado a la playa y luego prendido fuego, pasadas la 6 del viernes, cuando la marea comenzaba a descender. De modo contrario, el cadáver habría sido arrastrado por la fuerte marejada de los últimos días y no tendría las bolsas que lo envolvían, presumen los investigadores.
Hay que recordar que el cadáver fue descubierto a las 13:45 del ese día por un pescador cuando la pleamar no estaba en su plenitud.
La hipótesis se refuerza debido que en el lugar se incautaron bolsas de consorcio con restos de residuos domiciliarios como cáscaras de tomate y papa, y un envase de tomate para salsa. También se secuestró un trapo de piso con presuntas manchas de sangre. Este habría sido utilizado para limpiar el lugar donde la víctima fue asesinada.
En forma paralela, los investigadores están abocados a la búsqueda de registros de las cámaras de ingreso a Caleta Córdova para identificar vehículos sospechosos que puedan tener alguna relación con el crimen.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico