El kirchnerismo le dio un revés al decreto de Macri sobre Ganancias

De este modo, Cambiemos y el Frente Renovador registraron ayer su cortocircuito más visible en la cooperación estratégica que vienen llevando desde diciembre pasado y chocaron con respecto al impuesto a las Ganancias.

El decreto del presidente Mauricio Macri que elevó el mínimo no imponible del impuesto a las ganancias sufrió un fuerte revés: la comisión bicameral de Trámite Legislativo emitió ayer un dictamen de mayoría con el objetivo de derogarlo.
Con ocho votos del kirchnerismo contra siete de Cambiemos y el Peronismo Federal, y la abstención del massismo, que pretendía postergar el debate para la semana próxima, la comisión bicameral emitió un dictamen de mayoría en contra de la medida del Poder Ejecutivo.
La Comisión Bicameral Permanente de Trámite Legislativo se reunió en el Salón Illia del Palacio Legislativo para dictaminar sobre la validez del decreto 394/16 de Macri anula el decreto 1242/2013 de Cristina Kirchner por el cual quedaban eximidos del Impuesto a las Ganancias quienes entre enero y agosto de 2013 no hubieran cobrado más de 15.000 pesos mensuales.
El decreto -que tiene vigencia retroactiva al 1 de enero de 2016- establece las siguientes deducciones: un mínimo no imponible de 42.318 pesos anuales; 39.778 pesos anuales por cónyuge; 19.889 pesos anuales por cada hijo; y 203.126 pesos anuales como deducción especial para empleados y jubilados.
Juliana Di Tulio, diputada nacional del FPV, cuestionó que con la medida presidencial "470.000 trabajadores y 100.000 jubilados empiezan a tributar", calificó la resolución como "escandalosa" y dijo que no cree "en las buenas intenciones del Presidente".
Mario Negri, de la UCR, aceptó que el aumento "debe ir acompañado por escalas" y afirmó que el Gobierno nacional "se ha comprometido a hacerlo" pero recordó, ante las críticas del kirchnerismo, que "no se debe olvidar que el proceso inflacionario no comenzó ayer".
"Estamos abiertos en la Cámara a trabajar sobre todas las propuestas que calcen para actuar responsablemente y no sitiar fiscalmente al Estado", remarcó.

CORTOCIRCUITO

De este modo, Cambiemos y el Frente Renovador registraron ayer su cortocircuito más visible en la cooperación estratégica que vienen llevando desde diciembre pasado y chocaron con respecto al impuesto a las Ganancias, algo que desde el oficialismo calificaron sólo como una "anécdota" y dejaron trascender que ya se analizan cambios al proyecto para mejorar la situación de los que ahora pagarán el tributo y no lo hacían.
Desde el massismo le bajaron el tono al contrapunto parlamentario y aseguraron que la postura de "oposición constructiva sigue igual, de hecho se buscó no dar mayoría al voto negativo" contra el DNU presidencial, que fue rechazado igualmente por los legisladores del Frente para la Victoria ante un Cambiemos minoritario en la bicameral de Trámite Legislativo, destacó Télam.
"La idea no es hacer ningún 'apriete', sólo queremos asegurarnos que se debata lo que prometió el Presidente que es discutir una nueva ley de Ganancias", explicitaron en el FR, a sabiendas que la lectura de varios será que la ausencia del diputado Raúl Pérez de la comisión bicameral puede interpretarse como un gesto de presión.
Por su parte, desde la cúpula de Cambiemos dijeron que la derrota en la bicameral "es sólo una anécdota, la ley de Ganancias se va a discutir igual y el decreto está vigente", y admitieron que el massismo puede estar buscando "quedarse con la bandera" de la mejora en los salarios.
La Casa Rosada tiene decidido que "una vez que quede solucionado el tema con los holdouts, se discutirá una nueva ley de Ganancias" y anticiparon que "se está buscando cómo mejorar la situación de los miles que antes no pagaban el impuesto (los contemplados por el decreto presidencial de 2013) y que ahora pasan a tributarlo".
El tema del impuesto a las Ganancias fue una de las principales propuestas de Sergio Massa (hoy presidente del interbloque UNA en Diputados) durante la campaña presidencial y su partido propone que el mínimo no imponible se suba a 60.000 pesos mensuales, mientras que el Gobierno hasta ahora se dispone a hacerlo en 30.000 pesos -en la campaña Macri prometió que sería llevado al nivel de 2007.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico