El obispo recordó que "la tierra es nuestra casa y nuestra madre"

Al hacer uso de la palabra en la Cumbre Ambiental que ayer se desarrolló en Rawson, el obispo Joaquín Jimeno Lahoz destacó la amplia participación impulsada por el gobernador Mario Das Neves y dijo que "a este tipo de acciones, en defensa del bien común, hay que darles continuidad".

El obispo indicó que "aprendí de un lonko algo muy sencillo pero muy veraz, en Cushamen: nuestra misión es confiar nuestra tierra en manos de nuestros jóvenes en mejores condiciones de las que la hemos encontrado y una mapuche me decía que la tierra es nuestra madre y sin ella somos huérfanos".
En ese marco agradeció "esta oportunidad de ver cómo se unen todos los chubutenses en la búsqueda y en la construcción del bien común" y recordó que "el Papa Francisco da un grito a nivel mundial de cuidar la naturaleza. De hecho su encíclica que le voy a dar después al gobernador Das Neves tiene un subtítulo que dice `Cuidemos la casa común'", apuntó.
El obispo manifestó que "una sana política debería ser capaz de asumir este desafío. Aquí también vale que la unidad es superior al conflicto y después es indispensable la continuidad porque no se pueden modificar las políticas relacionadas con el cambio climático y la protección del ambiente cada vez que cambia un gobierno".
Jimeno Lahoz destacó que "el gobernador tiene que sentirse satisfecho porque están representados todos los sectores y esto habla de que son un acierto los pasos que se están dando".
"Junto al pueblo mapuche con el que estuve 10 años, aprendí y estuvo en un almanaque la frase de una de las mujeres mapuches: la tierra es nuestra madre y sin ella somos huérfanos, y es así... si la casa común no la cuidamos, nos quedamos sin casa, y al quedarnos sin casa nos quedamos sin abrigo y al quedarnos sin abrigo podemos llegar a quedarnos sin vida", concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico