El Papa pidió "que la burocracia no haga esperar" la ayuda a las víctimas de los terremotos en Italia

El papa Francisco pidió ayer "que la burocracia no haga esperar" la ayuda a las víctimas de los terremotos que hicieron temblar a Italia a mediados de mes y que habrían generado la avalancha que sepultó un hotel en el centro del país con un saldo de 29 muertos.
"Quisiera renovar mi cercanía con las poblaciones del centro de Italia que todavía sufren las consecuencias del terremoto y de las difíciles condiciones atmosféricas", dijo ayer el Pontífice en el tradicional Ángelus, luego de la serie de sismos que el 18 de enero sacudió al país y un día después generó un alud sobre el hotel Rigopiano, donde murieron 29 personas sepultadas por la nieve.
"Que no les falte a nuestros hermanos y hermanas el apoyo constante de las instituciones y la solidaridad común", agregó Francisco, quien el pasado domingo ya había agradecido a los rescatistas y había manifestado su cercanía a los damnificados.
"Por favor, que cualquier tipo de burocracia no los haga esperar y después sufrir", añadió el Obispo de Roma.
Sólo once personas sobrevivieron la avalancha sobre el hotel, originada horas después de una serie de sismos, incluidos cuatro de más de 5 grados en la escala de Richter, que se originaron en un área cercana al terremoto que el 24 de agosto de 2016 dejó un saldo de casi 300 muertos en todo el país.
Tras el terremoto del año pasado, Francisco visitó la zona, animó a los pobladores a ayudarse unos a otros y el 13 de enero de este año bautizó a trece niños nacidos en la zona afectada.
Tras el alud que sepultó al hotel Rigopiano, la fiscalía de la cercana Pescara abrió una investigación por "homicidio culposo" para investigar los tiempos de respuesta de los equipos de rescate y la demora o no de un vehículo sacanieve que habían solicitado los huéspedes del lugar horas antes de la avalancha.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico