El peligro de la redes sociales para lo más chicos

Los más chicos no tienen conocimiento de los riesgos a los que se exponen cuando chatean con un desconocido, y por ello, es necesario que los adultos sean quienes estén atentos al uso que hacen de las nuevas tecnologías. Algunos tips a tener en cuenta.

Las redes sociales se han convertido en el lugar predilecto de los ciudadanos para denunciar distintos tipos de situaciones, desde el que estacionó en doble fila hasta hechos tan graves como casos de pedofilia. Lo cual si no es denunciado y posteriormente investigado para su correspondiente verificación, carece totalmente de validez. Pero sin embargo, se comienza a "viralizar" ante la preocupación de la gente de que esto realmente pueda ser verdad.

En las últimas horas una publicación de este tenor comenzó a circular en las redes sociales, allí se "escracha" a un chico de 24 años por chatear con una nena de 11 años. Se adjunta una foto de él y capturas de las conversaciones.

Si bien no pasan de ser denuncias que se quedan en las redes sociales y en algunos casos no trascienden, es importante que los padres tengan en cuenta las recomendaciones que brindó - el mes pasado- el Ministerio Público Fiscal de Chubut para prevenir y evitar que los más chicos sean víctima de algún tipo de delito sexual a través de este medio.

Para que los adultos tengan en cuenta:

-Estar atentos a los cambios de conductas de sus hijos.

-Bloquear los accesos a Internet que considera inapropiados.

-Conocer las contraseñas que utilizan los menores.

-Revisar periódicamente sus chat y los contactos que poseen.

-Revisar los sitios que consultan.

-Recomendarles no hacer caso ni responder a correos desconocidos.

-Ante cualquier duda respecto a mensajes con contenido sexual, dar aviso inmediato a las autoridades.

-Recomendarles no dar datos familiares, de costumbres hogareñas, horarios laborales, composición familiar ante mensajes de desconocidos.

-Cuando la computadora es usada por menores, colocarla en un lugar visible de la casa.

-En lo posible, que la computadora no se ubique en las habitaciones de los menores.

-Charlas permanentemente con los hijos respecto a estos temas.

Para este tipo de delitos a partir de la utilización de medios informáticos o electrónicos con el objetivo de contactar a menores para intercambiar contenido vinculado a la sexualidad, se creó la figura del "Grooming" y el mismo prevé penas de entre 6 meses a 4 años de prisión.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico