El próximo año comenzará con una suba de naftas del 8%

Actualmente, en todo el país el precio de la nafta "es de aproximadamente $19 en promedio, de manera tal que va a estar arriba de los $20", señaló el secretario de la Cámara de Empresarios de Combustibles.

Luego de que las naftas sufrieran durante el primer trimestre de 2016 cuatro ajustes consecutivos que sumaron un acumulado del 30%, el inminente próximo año ya comenzará en enero con un incremento en los combustibles del 8%.
Si bien es cierto que en el sector pretendían una nueva suba en noviembre pasado para redondear un 39%, el ministro de Energía, Juan José Aranguren prometió cerrar este año sin más aumentos, aunque anticipó subas graduales durante 2017 hasta llevar el precio de los combustibles al valor internacional.
Claro que el incremento en combustibles implicará un gran desafío para el Gobierno, que estampó en el presupuesto una pauta de inflación del 17%, ya que la realidad marca que el aumento en los surtidores se traslada al costo de la logística, y por ende como corolario a los productos de consumo.
Al respecto, el secretario de la Cámara de Empresarios de Combustibles, Raúl Castellanos, indicó que "en la primera semana de enero" subiría el precio de las naftas "un 8 por ciento" en todo el país.
"Estaba pactado para agosto, después se pospuso a noviembre y se viene ahora la semana que viene". La duda era si iba a producirse de forma directa o en tramos", sostuvo en diálogo con radio Mitre.
Castellanos consideró "injusta" la diferencia de precios entre el interior del país y la Capital Federal y sugirió que el incremento puede "tener un efecto sobre los precios" de otros productos.
Remarcó que el precio "en el país, en lo que no es Capital Federal, donde tiene un costo ahora de 19 pesos, quedaría por arriba de los 20 pesos".
En 2016, las empresas de combustibles subieron los precios tres veces, en un promedio del 31%.
"Si yo les preguntó a ustedes cuál fue el aumento promedio de los precios de la economía de este año, todos van a decir un valor que esté cerca de 37%, 40%, 42%, mientras que los combustibles aumentaron un 31% en el año. O sea, que este año, el sector de combustibles tuvo un aumento negativo con respecto a los precios de la industria", dijo el ministro de Energía, Juan José Aranguren, en una exposición reciente.
Castellanos reconoció que hubo una caída de ventas en el combustible, puntualmente "las naftas percibieron una retracción del 5 al 6% aproximadamente", remarcó.
Fue al disertar en un encuentro sobre la colaboración de distintos Ministerios, Energía, Transporte, Producción al desarrollo agropecuario.
Aranguren es partidario de la convergencia de los precios internacionales del petróleo con los locales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico