El TC comenzó a festejar en Bariloche sus 80 años

El séxtuple campeón del Turismo Carretera Guillermo Ortelli, el laureado e histórico piloto Oscar Castellano, y otros corredores junto al gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, más el intendente de Bariloche, Gustavo Gennuso, comenzaron a festejar en Bariloche el 80vo. aniversario de la categoría, la más antigua del mundo del automovilismo.
En una jornada radiante frente al lago Nahuel Huapi en el Centro Cívico, corredores, dirigentes y fanáticos de distintas marcas, la familia del TC inició una caravana federal de aniversario que terminará el año próximo en Buenos Aires.
Con el presidente de la Asociación de Corredores de Turismo Carretera (ACTC), Hugo Mazzacane, a la cabeza, el grupo tiene la finalidad de recorrer el país con escalas en lugares que están fuera del circuito de la categoría. Y el periplo se inició en Bariloche que ni siquiera tiene autódromo.
Esa carencia fue justamente el eje del encuentro, desde que el intendente Gennuso expresara su gusto por "verlos correr algún día en Bariloche" y todos los demás que respondieron que lo harían con gusto "si construyen una pista".
"Espero correr en Bariloche, a lo mejor llego", bromeó Ortelli, el más aclamado por el público, quien llegó a Bariloche junto a su Chevrolet con el que también ganó la última prueba en Paraná.
Castellano recordó a la "Cupecita" que hizo historia cuando el TC recorría el país pasando por la puerta de ciudades y pueblos, en tanto el campeón 2009 Emanuel Moriatis destacó la unificación lograda por Mazzacane entre dirigentes, marcas y pilotos para conformar "una gran familia".
Josito Di Palma, corredor de Torino, aludió a su familia de ídolos del TC, en especial a su abuelo Luis, uno de los emblemas de la categoría, y Jonatan Castellano, corredor de Dodge e hijo del campeón histórico, habló de la pasión del automovilismo que se transmite de generación en generación.
El futuro de la categoría estuvo representado en el joven piloto Luciano Trappa, también de Chevrolet, una de las promesas del TC Mouras, división que tiene por delante el TC Pista y el TC, quien además es querido como un crédito local, por pertenecer al grupo empresarial familiar que detenta la concesión del cerro Catedral.
Martín Ponce, piloto de Chevrolet, también se metió en el debate por una carrera en Bariloche y le sugirió al intendente Gennuso que "no se complique: que disponga un circuito callejero, hacemos una carrera de día y otra de noche, y tenemos dos fechas acá", dijo.
Hoy, pilotos y autos estarán desde las 16:00 en la plaza Catalina Reynal del cerro Catedral, tras lo que habrá una fiesta en la disco Mute, en la base de la montaña. Mañana, a las 18:00, habrá un 'After TC' en una confitería de Las Terrazas del complejo de esquí.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico