El vóleibol argentino masculino se clasificó para la próxima instancia

El equipo, que dirige Julio Velasco, ganó con parciales de 25-16, 25-14 y 25-16. Mañana desde las 9:30 se medirá con Egipto.

El seleccionado argentino masculino de vóleibol le ganó ayer a Cuba por 3 a 0, con parciales de 25-16, 25-14 y 25-16, y se aseguró la clasificación a los cuartos de final, en un encuentro correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.
El equipo dirigido por Julio Velasco se impuso en 61 minutos de juego, con una gran tarea en bloqueo (13 puntos contra 5 de su rival) y Ezequiel Palacios como máximo anotador con 13 tantos.
Facundo Conte, una de las figuras de Argentina, descansó y no ingresó en todo el partido. Con el pase a cuartos asegurado, el seleccionado enfrentará a Egipto mañana (a las 9:30) en el cierre de la etapa de grupos.
En la tercera fecha, Argentina perdió el invicto al caer con Polonia, vigente campeón mundial, por 3 a 0 (25-21, 25-19 y 37-35).
El equipo "albiceleste" mostró una amplia superioridad sobre Cuba, un seleccionado que vino a estos Juegos con un plantel distinto al que había preparado para la temporada por un grave incidente que involucró a la mitad de los jugadores: en Tempere, Finlandia, donde los cubanos fueron a jugar una fecha de la Liga Mundial en junio último, seis voleibolistas del seleccionado caribeño quedaron detenidos, acusados de abusar sexualmente a una mujer, y tres de ellos aún siguen en la cárcel.
Argentina tuvo un juego muy contundente desde el primer set. Con presión en el saque, orden en bloqueo y contraataques certeros, prácticamente no lo dejaron jugar a Cuba, que también cometió muchos errores.
En el tercer set, el central Sebastián Solé se dobló un tobillo y salió de la cancha.
Argentina formó con Luciano De Cecco, Bruno Lima; Sebastián Solé, Pablo Crer; Cristian Poglajen y Ezequiel Palacios. Líbero: Alexis González. Después entraron Demián González, José Luis González, Nicolás Bruno y Martín Ramos.
En el Grupo A, con dos fechas más por jugarse, las posiciones son las siguientes: Italia (9 puntos); Francia y Brasil (6), Canadá y Estados Unidos (3) y México (0).
Los cuatro primeros de cada grupo de seis avanzarán a cuartos de final, donde se cruzarán el primero con el cuarto, y segundos y terceros de las zonas irán a sorteo (para evitar especulaciones en la última jornada).
"Queremos ganarle a Egipto porque sería un gran prestigio salir segundos en el grupo. Cualquiera que nos toque en cuartos es buenísimo y tenemos que dar el batacazo. Con humildad, tenemos que disfrutar de esto y tratar de dejar a Argentina en lo más alto", aseguró Velasco.
El DT platense rescató el juego de su equipo contra los cubanos. "Me gustó que jugamos ordenados pese a que Cuba cometió muchos errores, pero porque también lo forzamos. Fuimos claros en contraataque y mejoramos nuestro juego con respecto a Polonia", declaró.
Sobre su método, Velasco -que ganó la medalla de plata en Atlanta 96 cuando dirigía a Italia- comentó: "Yo primero apunto a mejorar a los jugadores en forma individual. Y después trabajé mucho en un sistema de juego, más allá de que hay situaciones en las que el jugador tiene que poner la creatividad, hay que tener un sistema claro".
"Los argentinos tenemos el mito de Maradona, de Messi... Mejor si tenemos a Maradona, pero Diego ganó cuando tenía un equipo con un sistema claro que lo hacía jugar. Es importante ser sólidos en la parte mental también. Estamos convencidos y por eso vamos a dar todo en cuartos para dar el batacazo, pero primero pensamos en Egipto", concluyó Velasco.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico