En Comodoro nacieron los primeros mellizos por inseminación artificial de alta complejidad

La pareja de padres inició el proceso en agosto del año pasado cuando se implementó el método en esta ciudad. "Hoy la maternidad se retrasa por cuestiones culturales, sociales, profesionales o porque la pareja espera terminar la casa", analizó el médico Fernando Migliora, uno de los especialistas en el procedimiento.

En el Sanatorio La Española nacieron mellizos y la novedad de ese alumbramiento es que se produjo tras un tratamiento de fertilización asistida de alta complejidad realizado en Comodoro Rivadavia.
El tratamiento de los padres se concretó en el centro especializado Meiosis que funciona en esa misma clínica y que conducen los ginecólogos Claudia Otegui y Fernando Migliora.
La pareja había iniciado el proceso en agosto del año pasado junto a otras diez parejas sometidas al tratamiento de alta complejidad que ya se puede realizar en esta ciudad y en algunos casos a través de obra social.
Este tipo de práctica es posible ya que se cuenta con la asistencia de dos médicos especialistas que viajan desde Bahía Blanca para concretar la inseminación de los pacientes. Se trata de los doctores Claudio Bisioli, especialista en embriología clínica y Roberto Crowley, especialista en medicina reproductiva.
Hasta ese momento, los tratamientos de baja complejidad se hacían a nivel local, pero debían derivarse los tratamientos de alta complejidad a un Centro de Fertilidad de Bahía Blanca.

IN VITRO
Migliora manifestó su satisfacción por el resultado de este método médico y explicó cómo es el proceso que culminó exitosamente. También señaló que otros centros como el que se encuentra en La Española funcionan en Bariloche, Bahía Blanca y Neuquén.
El médico detalló que en fertilización asistida es muy amplio el espectro y hay tratamientos sencillos y otros muy complejos. En el último caso se refiere a los tratamientos "in vitro", donde "se hace la punción de los óvulos y los unen con los espermatozoides y es in vitro porque se hace afuera y luego, los embriones se transfieren a los óvulos de la mujer", graficó. Esta es una práctica que en Comodoro Rivadavia empezó a realizarse en agosto último.
Dimensionó que son distintas las razones médicas por las que se llega a la fertilización "in vitro", sea que las trompas de Falopio estén tapadas o la paciente ya hizo tratamiento de baja complejidad y no funcionó. En ese caso se recurre a la alta complejidad.
En relación a si existen muchas consultas en esta ciudad respecto a ese tipo de tratamientos, el especialista detalló: "cada vez más se hace y es porque se animan más las parejas. Antes lo vivían como una vergüenza porque les costaba quedar embarazadas, pero es una realidad que hoy la maternidad se retrasa por cuestiones culturales, sociales, profesionales o porque la pareja espera terminar la casa".
El médico advirtió a las mujeres con pretensiones de ser madres; "el límite arbitrario son los 40 años. Hasta los 40 la calidad de los óvulos se mantiene y luego disminuye". Por esa razón, en los tratamientos de baja complejidad hay un 20% de posibilidades de lograr el embarazo y en alta complejidad un 50%.
En este caso, a la madre de los mellizos que es una mujer menor de 40 años se le transfirieron dos embriones. La mujer tiene la opción de criopreservar el resto de los embriones y luego descongelarlos y usarlos para otro embarazo.
En este tratamiento, "se pusieron dos y prendieron los dos, el médico sugiere colocar dos debido a los reiterados intentos de la paciente, pero no se ponen más de tres porque es lo máximo", explicó Migliora.
El tratamiento tiene un costo de alrededor de 60 mil pesos y en Comodoro Rivadavia sólo seis obras sociales lo cubren. El médico también advirtió que hay casos de mujeres de 50 años que se embarazan pero consideró oportuno explicar que en ese caso "los óvulos son donados. Acá en Comodoro no hay espermodonación ni ovudonación, hay que ser claros si no se desvirtúa el rol social y se alimentan falsas esperanzas", indicó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico