En Deseado emplazaron dos réplicas en un guardacostas de Prefectura

La actuación de la Prefectura Naval Argentina durante la guerra del Atlántico Sur fue rememorada ayer de manera especial en Puerto Deseado, donde se inauguró oficialmente el emplazamiento de la doble réplica de un guardacosta que en su lado de babor representa al GG 83 "Río Iguazú" y en su estribor al GC 82 "Islas Malvinas".

Caleta Olivia (agencia)
El "Río Iguazú", de 28 metros de eslora, fue el guardacosta que el 22 de mayo de 1982 escoró en una playa de la Isla Soledad, luego de que su tripulación mantuviera una tenaz batalla con dos aviones Sea Harrier británicos, uno de los cuales fue abatido por el fuego de una pieza de artillería que accionó el cabo Julio Omar Benítez, quien murió en el combate y que hoy da su nombre a una calle del barrio Isidro Quiroga de Comodoro Rivadavia.
La ceremonia fue presidida por el jefe de la Prefectura Mar Argentino Sur, Osvaldo Daporta, junto al jefe de la repartición local, Juan Alberto Ivancich, y al intendente Gustavo González.
También concurrieron los titulares de otras prefecturas asentadas en la Patagonia Sur y de manera especial lo hicieron oficiales y suboficiales retirados de la institución que integraron la tripulación del navío, entre ellos quien fuera su comandante, Juan Carlos Bacaro, además de representantes de otras fuerzas Armadas, de Seguridad y vecinos en general.
La lanchas patrulleras de la institución naval, a pesar de no estar diseñadas específicamente para mares bravíos, cumplieron riesgosas misiones en la zona de conflicto bélico y el CG 83 "Río Iguazú" transportaba a un grupo de efectivos del Ejército cuando fue atacado por dos aeronaves de la Taks Force británica.
Los artilleros repelieron el ataque y Benítez logró derribar a uno de ellos, obligando al piloto del restante Sea Harrier a alejarse de la zona. Luego, debido a los serios daños sufridos en la estructura, el capitán Bacaro ordenó poner proa hacia la costa para encallar, en tanto que eran asistidos otros tres combatientes que resultaron heridos.
Por ello el acto celebrado ayer en Puerto Deseado tuvo un alto grado de emoción, no solo por el emplazamiento de la doble réplica en la zona denominada Punta Cascajo, sino por el homenaje tributado a Benítez, al resto de la tripulación y a todos los combatientes argentinos.

ORGULLO PARA
LA COMUNA
Otro de los funcionarios municipales que estuvo presente fue el secretario de Planeamiento de la comuna, José Pérez, quien en informal diálogo con la prensa comentó que es un orgullo "trabajar en pos de dejar plasmados momentos de la historia que mucho tienen que ver con nuestra ciudad".
"Por ello –indicó-, desde el primer día que nos presentaron el proyecto nos pusimos al frente del mismo para concretar un merecido homenaje a quienes defendieron nuestras islas desde estos guardacostas".
Al mismo tiempo resaltó y agradeció el "gran trabajo que se ha hecho desde el taller de herrería de la Secretaría de Planeamiento Urbano. Es un orgullo que nuestros operarios municipales realicen tan buena tarea en su labor diaria".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico