En la ciudad más del 30% de los chicos tiene sobrepeso u obesidad

Así surgió de un estudio que realizó la UNPSJB sobre 800 chicos de la ciudad en edad escolar de distinta franja etaria. En el informe, además señalaron, que los niños realizan poco ejercicio y que pasan entre 5 o 6 horas frente a las pantallas, ya sea de celulares, computadores o video juegos. También alertan que frente al sobrepeso u obesidad creció el número de jóvenes con hipertensión y colesterol.

En febrero de este año una investigación del Centro de Estudios sobre Políticas y Economía Alimentaria y Evaluación Nutricional de la Escuela de Nutrición de la Universidad Nacional de Buenos Aires (UBA), advirtió que alrededor del 40 por ciento de los niños en Argentina padecen de sobrepeso y obesidad.

En Comodoro Rivadavia, la doctora en Bioquímica de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB), Graciela Ponce, encabezó un estudio que se realizó sobre 800 chicos en edad escolar entre los 6 a 12 años por un lado, y de 12 a 16 años, que no se alejó mucho de lo publicado a nivel nacional.

Del muestreo en el primer grupo - en alrededor de 330 niños de 6 a 12 años - se obtuvo que el 36 por ciento de esa población tenia sobre peso u obesidad. En tanto, que en la población de 12 a 16 años - realizada sobre 410 adolescentes- el sobrepeso u obesidad rondaba el 38 por ciento.

"El objetivo no era justamente sobrepeso y obesidad sino estábamos buscando un conjunto de síntomas que se llama síndrome metabólico, que es lo que predispone a infantes o adolescentes a padecer enfermedades crónicas como infartos, hipertensión y diabetes. En el buscar eso, una de las variables que predispone a ese síndrome, es justamente es el sobrepeso y obesidad", explicó la doctora en contacto con El Patagónico

En tal sentido, indicó que otros factores preocupantes que se encontraron sobre los niños y chicos fueron casos de hipertensión arterial así como el incremento de los niveles de colesterol y de triglicéridos.

"El 17 por ciento de la población general no desayuna, esto es una cuestión que favorece el sobrepeso y la obesidad, y que también favorece una futura resistencia insulínica, que es lo que antecede al padecimiento de una diabetes de tipo 2 si esto continúa en el tiempo", resaltó.

La bioquímica de la Facultad de Ciencias Naturales consideró vital tomar medidas que permitan un cambio en el estilo de vida de los niños y adolescentes para evitarles a futuro enfermedades, porque actualmente "el tipo de alimentación que tenemos es a base de comidas rápidas que están cargadas de calorías vacías", reconoció.

¿Usted se ocupa de elegir alim...

"NO SE TRATA DE PROHIBIR SINO DE EDUCAR"

"Hay mamás que te dicen `se toma un litro de gaseosa por día´ y nosotros les decimos, los chicos no son los que van al supermercado y compran esas cosas, si esas cosas están en la heladera – en estas edades de 6 a 11 años - es porque nosotros los adultos los pusimos esas cosas ahí"-

La doctora Ponce resaltó que la responsabilidad es de los padres de hacer una buena selección de los alimentos que están a disposición de los chicos porque "no se trata de prohibir sino de educar y se trata de hacer entender que las cuestiones tienen que ser excepciones y no reglas, o sea, un chico puede tomar gaseosa, puede comer estas típicas comidas de energía y baja en nutrientes, una vez a la semana o dos, lo que no puede es todos los días ese tipo de alimentación porque se desborda".

Además, consideró que "es una educación compartida entre lo que nosotros generamos como hábitos dentro de nuestras casas y lo que los colegios tambien tienen que hacer cumplir".

5 O 6 HORAS FRENTE A LAS PANTALLAS

De igual manera resaltó la importancia de que los chicos hagan actividad física, ya que según el relevamiento, el 52 por ciento de los chicos solo se limita a hacer el ejercicio físico que le dan en la escuela.

obesidad-infantil_1.jpg.jpg

En este sentido, señaló que es insuficiente porque "veíamos - por ejemplo - que tenían un promedio de permanencia frente a las pantallas, cualquiera sea el tipo, hablamos de teléfonos, computadoras, play station de 5 a 6 horas por día".

Finalmente, reflexionó que todas estas variables favorecen al sobrepeso y obesidad, por lo que aseguró que es de vital importancia que se asuma la responsabilidad no solo desde el hogar, sino también lo hagan las instituciones escolares y el Gobierno, porque "si no nos ponemos a trabajar todos en esto no va a cambiar", concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico