En menos de tres días volvieron a detener al "Gato" Lara

Víctor Hugo Lara, alias "El Gato" de 30 años, anoche nuevamente cayó detenido cuando en pleno centro amenazó a su ex pareja e intentó quitarle el hijo.

Víctor Hugo Lara fue detenido a las 22.30 de este lunes, cuando por segunda vez, violó la prohibición de acercamiento e intentó quitarle a su ex pareja el hijo de ambos sobre calle Abásolo en el centro de Comodoro, informaron a El Patagónico.

La ex pareja de Lara se dirigió a la seccional Primera para denunciarlo cuando minutos antes se intentó llevarse al hijo que tienen en común. Inmediatamente un móvil policial detuvo a Lara a las pocas cuadras de la comisaría y quedó demorado en la Seccional Sexta por desobediencia.

El pasado 5 de junio en horas de la madrugada, Víctor Lara se dirigió a la casa de su ex pareja en la calle Cuzco de barrio Laprida y violó la prohibición de acercamiento. Luego, intimidó a la joven con un cuchillo con el propósito de ver al hijo. Mientras la víctima corrió a la comisaría a pedir ayuda, el hombre se llevó al niño. A las pocas cuadras fue detenido.

Desde ese momento Lara volvía a las crónicas policiales luego de cumplir una condena por robo con armas, violación de domicilio y amenazas. La justicia le unificó las causas mediante un juicio abreviado y cumplió 2 años y 8 meses de prisión efectiva. El 6 de mayo recuperó la libertad definitiva.

FUE DETENIDO CUANDO INTENTABA ROBAR EN UNA CASA

El sábado pasado había sido detenido mientras intentaba ingresar por la fuerza en un domicilio en barrio San Martín. Según la policía, el individuo que recuperó recientemente la libertad, utilizó una barreta para forzar la puerta de una vivienda, pero el damnificado no quiso radicar la denuncia y la Fiscalía no pudo imputarle el delito, por lo que fue dejado libre.

Según las fuentes consultadas por El Patagónico, fue la policía de la Seccional Séptima la que llevó a cabo la detención de Lara, de 30 años, luego de que este intentara robar en una casa ubicada sobre Los Duraznos al 800. Allí, con una barreta, rompió la cerradura de la puerta principal, pero no logró terminar su plan delictivo porque los vecinos llamaron a la policía y estos lo sorprendieron en flagrante delito.

En ese marco, la acusadora pública solicitó que se declare legal la detención de Lara, agregándose que la misma se produjo en flagrancia. En tanto informó que no formalizaría la investigación en virtud de que el damnificado no radicó denuncia.

En consecuencia, el defensor solicitó la inmediata libertad de su pupilo y la juez hizo lugar a ello, luego de declarar la legalidad de la detención.


Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico