En su despedida, Prat-Gay dijo que "la tarea más ardua está cumplida"

"Estamos dejando el auto preparado para que la cosa empiece a funcionar", analizó Prat-Gay junto al jefe de la AFIP, Alberto Abad, en una conferencia de prensa en el microcine del Palacio de Hacienda.

Durante su última conferencia de prensa en el Palacio de Hacienda, el saliente ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, sostuvo que tiene una sensación de "misión cumplida" en los frentes económicos de la Argentina. "La tarea más ardua que tenía este Ministerio está cumplida", lanzó.
Al quejarse de que su administración debió "pagar la factura que dejó el Gobierno anterior", destacó que en lo que va del año se cancelaron "servicios de deuda de más de 50 mil millones de dólares".
"Estamos dejando el auto preparado para que la cosa empiece a funcionar", analizó Prat-Gay junto al jefe de la AFIP, Alberto Abad, en una conferencia de prensa en el microcine.
Sobre su salida dijo que se debió a "diferencias muy concretas" con el Gabinete. "No hay que buscar razones que no están, la razón de mi salida la explicó bien el jefe de Gabinete", subrayó, y argumentó que había "diferencias muy concretas en el funcionamiento del equipo".
En una conferencia de prensa, destacó que "los resultados (de su gestión) están empezando a verse con mucha claridad", mientras aclaró que está "muy comprometido" con el frente Cambiemos. "Agradezco al Presidente por la confianza que me dio durante este tiempo", enfatizó Prat-Gay.
Sostuvo que el gradualismo es una "filosofía para la reducción del déficit", al tiempo que enfatizó: "no hay margen social para hacerlo de golpe. La reducción gradual sólo podía financiarse con acceso al crédito".
En ese sentido, y en respuesta implícita a los cuestionamientos sobre el gradualismo adoptado en la reducción del déficit fiscal, explicó que "esa herramienta estuvo al servicio de los más débiles porque ahí fue donde incrementó el gasto e incluso se lo hizo más extenso, y al servicio de la gobernabilidad para un Gobierno que asumía con minoría en las dos Cámaras" legislativas.
Al destacar los resultados del blanqueo, resaltó: "se recaudaron hasta el momento unos 90.000 millones de dólares de argentinos que estaban escondidos y ahora están declarados como ordena la AFIP".

LOS MOTIVOS DE MACRI
Por último consideró que el presidente Mauricio Macri "habrá tenido muy buenos motivos" para dividir el Ministerio. "Es una decisión del Presidente, que es quien está a cargo y habrá tenido muy buenos motivos para hacerlo", sostuvo, al ser consultado sobre el desdoblamiento.
En una conferencia de prensa junto al jefe de la AFIP, Alberto Abad, aseguró: "es el lugar en el que queremos estar los que entendemos que la Argentina hay que reconstruirla".
Respecto de si su salida se debió a un pedido del Presidente o a una decisión personal, argumentó que la imagen difundida el lunes en un country "no es la de un renunciante ni un renunciado, es la foto de dos personas que tratan de encontrar el mejor espacio hacia adelante"
Prat-Gay, aseguró que están "sentadas las bases para volver a crecer y contar con una economía que vuelva a generar empleo", al realizar un balance de la gestión llevada adelante al frente de la cartera durante los últimos doce meses.
El ahora ex ministro indicó que el Gobierno va a cumplir con la meta de déficit fiscal del 4,8% del Producto Interno Bruto para este año, ya que hasta noviembre había un déficit primario acumulado de 300.000 millones de pesos y aseguró que para diciembre será inferior a los 78.000 millones de pesos, por el buen resultado obtenido en el blanqueo de capitales.

ORDENADOR DE
LA ECONOMIA
Para dejar más claro su mensaje -en una conferencia que brindó junto con el titular de la AFIP, Alberto Abad, que se extendió por espacio de 45 minutos-, Prat-Gay insistió en que "no sólo se hizo el ordenamiento de la economía sino también se sentaron las bases de lo que seguramente va a ser un año de recuperación económica en 2017" en el camino de "volver a crecer y volver a una economía que vuelva a generar empleo"
En el debe de gestión, Prat Gay admitió: "la caída en la actividad económica fue más profunda de lo que planeábamos", a lo que sumó un nuevo mensaje para sus detractores por el nivel de déficit al destacar "la dificultad que implica gobernar con minoría en ambas cámaras".
Cada vez que el Gobierno enviaba un proyecto de ley había "un costo fiscal adicional como consecuencia en la negociación que no era tenida en cuenta en los números finales pero que agranda la factura final", fustigó.
Como cierre de gestión, Prat Gay insistió en que "el crecimiento que se pensaba iba a suceder hacia el final de año, empieza a mostrarse de manera tentativa, en los primeros meses del año que viene se va a ver con mucho más claridad y quizás a partir de marzo ese punto de inflexión y recuperación de la economía también llegue al bolsillo de los argentinos".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico