Encontraron en buen estado a la joven argentina que había desaparecido en Brasil

La chica de 25 años se comunicó con su familia desde una casa ubicada en Biguaçú, en el estado de Santa Catarina, donde se alojaba mientras pasaba sus vacaciones.

La argentina Vanina Roxana Cáceres, de 25 años, desaparecida hace diez días en Brasil, se comunicó con su familia desde una casa ubicada en Biguaçú, en el estado de Santa Catarina, donde se alojaba mientras pasaba sus vacaciones, y se reportó en buen estado de salud ante el consulado argentino.
"Pude hablar con ella durante 20 minutos y estaba sorprendida por todo lo que estaba rodeando su caso. Realmente argentinos y brasileños se movilizaron para poder encontrarla", dijo a Télam el cónsul argentino en Florianópolis, Gustavo Coppa.
Tras llamarla por teléfono y vincularla con su familia, desde la sede diplomática enviaron un auto para el traslado de la joven desde la casa del barrio de Biguaçú al Consulado con el objetivo de corroborar su identidad y el buen estado de salud, que fue lo que refirió la joven en las primeras comunicaciones.
"Ella está bien, acompañada por gente, lo que nos tranquilizó. Al momento hemos mandado un auto a buscarla", señaló el cónsul, quien agradeció la solidaridad de quienes pusieron en marcha una campaña a través de las redes sociales.
Coppa contó que pudo hablar con Vanina durante 20 minutos y que la joven se mostró "sorprendida por la repercusión de su caso en la prensa y en las redes sociales".
"Tuve una conversación corta, y después pusimos un auto a disposición de ella, que estaba en casa de una amiga. Después hablaré con Vanina para saber con mayor detalle qué pasó", aclaró el cónsul, tras ordenar el traslado de un automóvil oficial a Biguaçú, en medio de un gran temporal que afecta la zona desde hace 48 horas.
Desde Venado Tuerto, Erica, la madre de Vanina, dijo a Télam que "los primeros llamados de su hija diciendo que se encontraba bien me llegaron por Whatsapp" y que el Consulado realizó contactos "para confirmar que era ella".
"Vanina viajó sola a Brasil -algo habitual en ella- y estaba en una casa de familia con poca señal por lo que dejó de comunicarse con la familia", confirmó Erica, poco después de recibir los mensajes y comunicarse con la sede diplomática, adonde se dirigía Vanina tras su aparición.
La mujer contó que "una señora se acercó a mi hija y parece que le avisó que estaban buscando una joven parecida a ella en los medios".
"A raíz de ese comentario, Vanina me empezó a mandar mensajes por whatsapp y el consulado se puso en contacto inmediatamente con ella para confirmar que era mi hija", dijo Erica, una enfermera de la localidad santafesina de Venado Tuerto y madre de otros tres hijos menores que la joven.
La mujer aseguró que "no es la primera vez que su hija viaja sola" pero admitió que en esta oportunidad ella se asustó al ver que Vanina "no respondía los mensajes".
"Ahora quiero verla aunque sea a distancia porque necesito corroborar que fue mi hija la que se comunicó por whatsapp", señaló la mujer, quien confesó que "sólo en ese momento recuperará la calma, después de tantos días de angustia".
La joven era buscada desde hace 10 días por su familia y según su madre "ella no se había enterado de que la estaban buscando".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico