"Entrar a una cárcel de Brasil es volver a la Edad Media" alerta Human Rights

La Organización No Gubernamental publicó un informe cuando todavía rige el luto de los familiares de más de 100 presos asesinados con extrema crueldad en tres prisiones del norte de Brasil, durante sangrientas peleas entre bandas dedicadas al narcotráfico y el crimen organizado. La mayoría de los presos muertos fueron encontrados decapitados o con mutilaciones.

La ONG Human Rights Watch (HRW) advirtió ayer que entrar a una cárcel de Brasil implica "volver a la Edad Media", en un crítico informe sobre el sistema penitenciario del gigante sudamericano difundido ayer.
El informe fue puesto en circulación cuando todavía rige el luto de los familiares de más de 100 presos asesinados con extrema crueldad en tres prisiones del norte de Brasil, durante sangrientas peleas entre bandas dedicadas al narcotráfico y el crimen organizado.
La mayoría de los presos muertos fueron encontrados decapitados o con mutilaciones.
Ha sido una "tragedia anunciada" que refleja "el desastre de la situación carcelaria" de Brasil, afirmó César Muñoz, investigador de HRW, durante la presentación del capítulo brasileño del informe anual de la organización.
"Entrar en una prisión brasileña es una vuelta en el tiempo, volver a la Edad Media, con celdas oscuras, sin ventilaciones, insalubres y donde la proliferación de enfermedades es fácil, como la tuberculosis", añadió.
"La obligación del Estado es cuidar las personas bajo su custodia, separar a los presos", añadió HRW, que también denunció un aumento de la violencia policial y de violaciones a los derechos humanos cometidos por el personal de las fuerzas de seguridad.
Según la organización, las muertes a manos de la policía en Río de Janeiro saltaron de 416 en 2013 a las 815 registradas en los once primeros meses del pasado año.
"Son el doble de muertes porque las autoridades de Río de Janeiro no investigan las muertes de policías. Es un fallo, porque aunque parte de estas muertes es una respuesta a un tiro, otras son ejecuciones. Tenemos el registro de al menos 74 ejecuciones", dijo Muñoz.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico