Estética y salud: prevención de las estrías

Son áreas irregulares de piel que se asemejan a bandas, franjas o líneas. Las marcas por estiramiento (o estrías) se observan cuando una persona crece, aumenta de peso rápidamente o tiene ciertas afecciones o enfermedades.

Las estrías pueden aparecer cuando hay un rápido estiramiento de la piel. A menudo, se observan cuando el abdomen de una mujer se agranda durante el embarazo. Se pueden dar también en niños que se han vuelto obesos rápidamente. Igualmente, se pueden dar en niños y niñas durante el rápido crecimiento en la pubertad.
La localización más común de las estrías se encuentra en las mamas, las caderas, los muslos, los glúteos, el abdomen y los costados.
Las estrías aparecen en forma de líneas paralelas de piel rojiza, brillante y delgada que con el tiempo se tornan blancuzcas y con apariencia de cicatriz. Las estrías pueden estar ligeramente hundidas y presentar una textura diferente de la piel normal.
También pueden presentarse como resultado de una formación anómala de colágeno o como resultado de medicinas o substancias químicas que interfieren con la formación de este. De la misma manera, pueden estar asociadas con el uso prolongado de compuestos de cortisona, diabetes, enfermedad de Cushing y el período de posparto.

TIPS PARA EVITAR LA APARICION DE
ESTRIAS O ATENUAR LA CANTIDAD
El elemento clave para la prevención de estrías es la hidratación. Manteniendo la piel correctamente hidratada vas a lograr mantener humectadas las fibras elásticas de la piel evitando que estas se rompan. Para lo cual se recomienda beber dos litros de agua por día y aplicarte una crema o emulsión con propiedades protectoras y regeneradoras de los tejidos. En el mercado farmacéutico podes encontrar gran variedad de estos productos. Colócalos en la zona a tratar con un masaje para reactivar la circulación y lograr que sus ingredientes penetren en tu piel.
Para prevenir la aparición de estrías es muy importante que controles tu peso ya que el aumento excesivo es otro de los factores determinantes para que estas cicatrices aparezcan.
Procurá usar un corpiño que contenga debidamente tus senos. No olvides que durante el embarazo el tamaño de tus pechos incrementa y necesitás ropa interior reforzada y del talle correcto.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico