Facundo Prades: "se terminaron acomodos y sueldos de privilegio"

En su primer y encendido discurso pronunciado ayer al asumir la Intendencia, el nuevo jefe comunal afirmó que destinará todo su esfuerzo para revertir las críticas problemáticas que afronta la ciudad y que comenzará dentro del propio municipio. Aseguró que de ahora en más "se terminaron los acomodos y los sueldos de privilegio".

Caleta Olivia (agencia)
El radical Facundo Prades prestó juramento ante el jefe comunal saliente, José Córdoba, en una ceremonia que se realizó a mediodía en la Plaza 20 de Noviembre que estuvo colmada de invitados especiales y vecinos en general, donde también tomaron posesión de sus cargos los cinco miembros del Concejo Deliberante y los ocho secretarios del nuevo gabinete.
Prades procuró transmitir una impronta de fortaleza y optimismo a su gestión, y en ese contexto incluyó el deseo personal de hacer que Caleta no solo vuelva a estar en el lugar que le corresponde sino también a convertirla "en la ciudad más importante de la provincia".
Para tal fin, argumentó que contaba con "el mejor equipo" de secretarios pero también reparó que "el pueblo" necesita de los concejales para alcanzar los objetivos.
En otro pasaje de su alocución, tal como hace cuatro años lo había dicho Córdoba, aseguró que optimizará los recursos municipales y de hecho lanzó un fuerte desafío al gremio que nuclea a los trabadores de ese ámbito cuya planta está sobredimensionada en relación a la cantidad de habitantes.
En ese sentido vale señalar que de un total de 70 mil vecinos, algo más de 6.000 dependen directamente de la comuna, de los cuales 3.200 integran la planta permanente y cotidianamente llevan adelante extensas huelgas. Al respecto, se comprometió a dar a conocer a toda la comunidad no sólo los números exactos de cuántos son y quiénes realmente trabajan.
Fue entonces que aseguró que lamentablemente "aquellos que no trabajan tendrán que empezarán a trabajar", pero además sostuvo que en con su gestión "se terminaron los acomodos y los sueldos de privilegio" lo cual generó un fuerte aplauso de la concurrencia.

"NO TODO ES EXIGIR"
Más adelante sostuvo que "nada se logra si no somos orgullosos del lugar en donde vivimos" y que marcará pautas y aportará ideas, pero además se atribuyó facultades judiciales cuando dijo que "por sobre todas las cosas haré cumplir irrestrictamente la ley".
Luego, en un mensaje elíptico a los vecinos que se quejan permanentemente de los problemas que afronta la ciudad, dijo que "no todo es requerir y exigir, también es necesario cumplir mínimamente con nuestras obligaciones de convivencia".
De todos modos, reconoció que "necesitamos salir de este estado de quietud y ponernos en marcha. Juntos podemos mejorar nuestra ciudad, generando obviamente desde el principio con mi equipo de trabajo pautas claras, de sencillez, de humildad y de transparencia para con ustedes en nuestros actos de gobierno".

PRIORIDADES
En los tramos finales de su discurso dijo que "comenzamos hoy con nuestra tarea de evaluación del patrimonio municipal para conocer nuestras fortalezas y debilidades. Empezaremos evaluando las necesidades más urgentes de la comunidad para optimizar cada acción del municipio, ahorrando costos y tiempos, y duplicando nuestros esfuerzos".
En tal sentido anunció que una de las primeras acciones comenzará el lunes con un agresivo plan de saneamiento de calles y baldíos, en tanto que en materia de planificación la prioridad será "tapar" una grieta que se formó hace muchos años en la vereda del paseo costero, adelantando además que se revisará la política de entrega de tierras fiscales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico