Federales detuvieron a un vendedor de dólares falsos en Río Gallegos

Luego de una sigilosa vigilia en los alrededores de la Terminal de Ómnibus de Río Gallegos, personal de la Brigada de Investigaciones de la Policía Federal detuvo el lunes a un hombre de 25 años, que oficiaba esporádicamente como "arbolito" y tenía en su poder 2.000 dólares falsos.

Caleta Olivia (agencia)
El procedimiento tuvo su origen en el llamado telefónico anónimo de una persona que dijo haber sido estafada por el individuo que esporádicamente merodeaba varios sitios, sobre todo la terminal, ofreciendo dólares estadounidenses a turistas y otros circunstanciales viajeros.
Los desprevenidos clientes eran tentados por su cotización ya que era inferior a la que regularmente se ofrece en bancos o casas de cambio habilitadas pero más tarde, cuando querían realizar alguna transacción comercial, se los rechazaban porque eran apócrifos.
El damnificado brindó a los agentes la descripción física del vendedor de la moneda estadounidense y los lugares donde lo había visto, lo cual le permitió a los investigadores contar con una idea bastante aproximada de su fisonomía y dónde encontrarlo.

DE MALA CALIDAD
Fue así como en horas de la tarde del lunes los federales lograron localizarlo en cercanías de la terminal, constatando que llevaba encima numerosos billetes que sumaban 2.000 dólares (unos 32.000 pesos argentinos).
A primera vista el dinero presentaba varias deficiencias en las marcas de seguridad y además el papel era de mala calidad, lo que dejaba a las claras su falsedad.
Además, al ser palpado, se le encontró en el bolsillo de una campara un pequeño tubo plástico que contenía una sustancia blanca, la cual al ser sometida a un test de orientación se constató que era clorhidrato de cocaína.
El individuo, cuya identidad no se dio a conocer, quedó detenido y puesto a disposición del Juzgado Federal de la capital provincial, pero luego de fijar un domicilio legal recuperó su libertad horas más tarde.
En cuanto a los dólares en cuestión –que fueron incautados por los agentes, al igual que el estupefaciente-, se decidió que fueran enviados a un laboratorio químico para ser analizados por peritos especializados.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico