Fue liberada la ruta a Caleta Olivia

El secretario general de la UOCRA Zona Norte, Cristian Salazar, confirmó que ante la inminente llegada de fuerzas de seguridad nacionales los trabajadores decidieron liberar la ruta Nacional 3, 15 kilómetros al norte de esta ciudad, para trasladar a partir de hoy el reclamo a las oficinas que Austral Construcciones posee en Río Gallegos.

Caleta Olivia (agencia)
El referente del gremio, junto a alrededor de medio centenar de trabajadores, se hizo presente a media mañana de ayer en el edificio del Juzgado Federal de esta ciudad, desde donde el lunes se había anticipado la llegada de fuerzas de seguridad nacionales.
Cristian Salazar señaló que la intención era hacer una denuncia ante la jueza federal, Marta Yáñez, dando cuenta de que "hay compañeros abandonados en el obrador que fueron contratados para vivir ahí, con la promesa de que se les suministrarían los servicios esenciales, pero se encuentran sin alimentos, calefacción ni agua".
Por ello sostuvo que el pedido lo realizó "para que se actúe de la misma forma para ambos lados". Además, sostuvo que "la ruta no está cortada. Llegamos a las 6 para quedarnos sobre la banquina y nos encontramos con las máquinas del obrador sobre la calzada".
Consultado sobre quién las colocó allí, respondió que "se ve que Lázaro Báez se despertó queriendo reclamar lo que le debía el Estado Nacional". Sin embargo, en el obrador no se observaron personas que pudieran ser referentes de cuadros técnicos o directivos de la empresa.
"Lo que nosotros pedimos es que aparezca el dinero. Durante 12 años de trabajo en Santa Cruz, la empresa cobró todas las certificaciones en tiempo y forma, o sea que debería tener el dinero para poder pagar a los compañeros y si no es así, tiene mucho material para desprenderse y poder hacer frente a los pagos", sostuvo.
Al mismo tiempo, indicó que "lo primero que nosotros pedimos es que los compañeros cobren lo que les corresponde y luego de ello que la obra continúe con otra empresa que cumpla con las condiciones para que los compañeros no deban afrontar nuevamente esta situación".
Más adelante, Salazar se refirió a la custodia policial que se montó en los alrededores del Juzgado Federal y criticó que "nos pidieron muchos datos personales para poder ingresar a hablar con la jueza. Es la primera vez que vemos esto en un juzgado".
Por otra parte, hizo mención a los trascendidos sobre la emisión de 1.800 telegramas de despido por parte de la empresa y dijo que tenía conocimiento de que habían llegado al Ministerio de Trabajo de Provincia, "pero no deberían haberlos enviado allí, sino a los domicilios particulares de los compañeros".

ASAMBLEA
Tras ser recibidos por la magistrada, los trabajadores regresaron al obrador, donde realizaron una asamblea en la que decidieron trasladar hoy el reclamo a las oficinas de la empresa en Río Gallegos.
"Las máquinas no son nuestras. Cuando llegamos esta mañana (por ayer), ya estaban ahí. Los compañeros permanecieron sobre la banquina, por lo que el corte de ruta es de Austral y no de los compañeros", manifestó.
En ese sentido, decidieron en asamblea abandonar la ruta, ante la advertencia de la juez de que quedarían procesados por el delito de impedir el libre tránsito. "Nos fuimos porque encima que los compañeros no tienen plata, los querían procesar", argumentó.
Cabe mencionar que tenían previsto partir en horas de la noche a la capital provincial, donde "vamos a manifestarnos y ver la posibilidad de hablar con alguien del Gobierno provincial, a ver si conseguimos que la obra continúe".
Finalmente, Salazar dijo que "desde el 28 de diciembre no recibimos ningún llamado por parte del gobierno, solamente del Ministerio de Trabajo; por ello trataremos de conseguir una audiencia con la gobernadora Alicia Kirchner para que los 1.800 compañeros de toda la provincia no se queden en la calle".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico