Guillermina Almada quedó en libertad pero con medidas restrictivas

La mujer reconocida como "la paraguaya" en el ambiente nocturno cumplía con prisión domiciliaria por la causa de asociación ilícita, facilitación de la prostitución. Hoy se le decretó la libertad aunque deberá cumplir con medidas restrictivas, entre las cuales figura la imposibilidad de volver al "departamento VIP" que regenteaba.

Hoy pasado el mediodía se desarrolló en sede de los tribunales penales del barrio Roca la audiencia de incidentes respecto de la coimputada Guillermina Ferreira Almada en el marco de una causa que se investigan los delitos de asociación ilícita, facilitación de la prostitución y cohecho.

Presidió el acto Daniela Arcuri, jueza penal; por el Ministerio Público Fiscal se hicieron presentes Martín Cárcamo y Cristian Ovalle, fiscal general y funcionario de fiscalía, respectivamente; en tanto que la defensa de la imputada fue ejercida por Viviana Barillari, defensora general y Andrea Mac Garva, defensora de menores, por el hijo de Ferreira Almada.

Desde Fiscalía se planteó que se mantenga la prisión domiciliaria de la imputada en la Institución "La Casa", hasta que la defensa aporte un domicilio alternativo. En tanto que la defensa solicitó la libertad de Guillermina Ferreira Almada.

Finalmente, Arcuri luego de un cuarto intermedio resolvió la libertad de la imputada Guillermina Ferreira Almada, con la prohibición de volver al domicilio de Francia 510 y de ausentarse de la ciudad sin autorización judicial. Desde Fiscalía se sugirió que la mujer podría alojarse en el domicilio de un familiar del niño en el barrio Stella Maris, mencionando en sus considerandos la falta de servicios básicos en la vivienda y la no existencia del peligro de fuga ya que ha tenido familia recientemente y fortalece así su arraigo en la ciudad.

LOS HECHOS INVESTIGADOS

El ilícito en cuestión acontece cuando Cuellar Gamboa y Ferreira Almada forman parte de una asociación para realizar distintas actividades ilícitas en el inmueble usurpado de la calle Francia al 500. Todo ello bajo la protección de Benítez, que prestaba servicios en la Seccional Primera de policía, quien ponía a su disposición recursos policiales. A Cuellar Gamboa lo colocan como jefe de la asociación ilícita, así planifican ilícitos teniendo fuertes vínculos con familias dominicanas. Estos consisten en estafas, robos agravados y otras acciones.

Montando dicha estructura de organización como asociación ilícita, contribuyendo para apoderarse de vehículos de manera ilícita, junto a Cesar Alejandro Hernández. Éste último oficiaba de organizador de la banda para cometer estafas y otras defraudaciones. Calificando provisoriamente el hecho para Cuellar Gamboa como "jefe de la asociación ilícita" y como "organizadores" Almada Ferreira y Hernández. Para Benítez como "partícipe de la asociación ilícita en concurso ideal con incumplimiento de los deberes de funcionario público y falsificación de instrumento público".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico