Habló comisario acusado de poseer vínculos con el "Faraón": "no tengo nada que ver"

"Fue un llamado de cortesía para decirle dónde estaba y que si quería que pasara a saludar y a tomar un café", indicó Julián y agregó que a Melnyk "no la tenía a esta persona investigada en ninguna causa".

Leonardo Julián, el comisario desplazado luego de que se conoció que habló con Marcelo "El Faraón" Melnyk, uno de los detenidos por su presunta participación en la fuga de General Alvear, dijo ayer que "es totalmente inocente" y que para él el sospechoso era "un comerciante trabajador".
"Nunca he protegido a nadie. Soy totalmente inocente", señaló Julián en declaraciones a Radio Mitre y aclaró que él "además de ser comisario y de tener veintiséis años en la fuerza" es "abogado y especialista en lucha contra el narcotráfico".
"Esta persona (por Melnyk), tengo entendido, tenía dos pizzerías, una de ellas ubicada a veinte metros de la comisaría de Ezpeleta, motivo por el cual, el trato que teníamos era de vecino a comisario de una dependencia (...) Cada dos por tres nos cruzábamos, yo lo cruzaba trabajando con un vehículo en el reparto de la pizzas", recordó.
Según Julián, él llegó a la seccional de Ezpeleta en "junio" pasado y "dos o tres semanas después" conoció a Melnylk.
Luego, dejó la comisaría el 24 de diciembre para pasar a la Jefatura Distrital Almirante Brown y que la llamada que mantuvo con "El Faraón" la hizo el 29, mientras que el sospechoso fue detenido al día siguiente, por lo que consideró que no podría haberle dado protección "de ninguna manera".
"Fue un llamado de cortesía para decirle dónde estaba y que si quería que pasara a saludar y a tomar un café", indicó Julián y agregó que a Melnyk "no la tenía a esta persona investigada en ninguna causa" y que para él "era un trabajador y comerciante".
Consultado sobre qué significa la frase "ahora tenés banca" que se oyó en la llamada, el jefe policial respondió que se refirió a "cuestiones tontas" y citó como ejemplo cuando los efectivos a su cargo hacían los operativos y "paraban en la calle" a las motos de los delivery que "andaban sin casco".
Entonces, respecto de por qué Melnyk le respondió en la charla que tuviera cuidado con lo que estaba diciendo ya que los teléfonos estaban "pinchados", Julián señaló: "eso habría que preguntárselo a él".
"Yo seguí hablando sin ninguna preocupación. No tengo nada que ocultar", afirmó Julián, quien dijo que está "a disposición de la Justicia tanto en lo penal como en la investigación de Asuntos Internos".
En tanto, el comisario dijo que "jamás" fue a la casa de Melnyk, que "nunca" conoció a los evadidos Cristian (44) y Martín (42) Lanatta y a Víctor Schillaci (35) y que "de ninguna manera" conoce al ex jefe de gabinete kirchnerista Aníbal Fernández a pesar de haber trabajado en el partido de Quilmes.
Por su parte, su abogado, Guillermo Endi, adelantó que van a pedir una exención de prisión ante la Justicia de Azul la cual tiene competencia en la fuga del penal de General Alvear por una "cuestión de prevención".
"Estoy a disposición de la Justicia. No tengo nada que ver con ninguna banda, a Marcelo lo conocía porque es un vecino de barrio como conocía a un montón de vecinos. No solamente que yo lo llamé ese día a Marcelo, sino que llamé a otros vecinos de Ezpeleta, como teníamos contacto con la cuestión de seguridad, como fue tan rápido el cambio mío tuve tiempo para avisarle a la gente que no estaba más en Ezpeleta", alegó el policía.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico