Hoy los petroleros reanudan la paritaria con advertencia de un paro por 72 horas

Por el momento se levantaron las medidas de fuerza. Mientras, las resoluciones del Ministerio de Trabajo de la Nación que imponían el incremento salarial y un régimen de revisión de los cronogramas fueron suspendidas. Esa cartera tomó la decisión y dio lugar a retomar la paritaria entre sindicatos y empresas del sector hidrocarburífero.

Finalmente los sindicatos y las empresas reencaminaron la negociación paritaria, luego de que el Ministerio de Trabajo de la Nación suspendiera las resoluciones donde imponía un incremento salarial, daba por cerrada la discusión e incluía una cláusula de eficiencia productiva que flexibilizaba el trabajo en el campo.
El Programa de Reestructuración Productiva estaba dentro del articulado de la resolución ministerial. Con un plazo de 30 días, las partes tenían que ponerse de acuerdo en un nuevo régimen laboral, de pago de horas extras y las horas taxi, en desmedro de los sueldos de los trabajadores petroleros.
"Si de acá al viernes no se resuelve la paritaria, el lunes sigue el plan de lucha con el paro de 72 horas afectando la producción de petróleo y gas", apuntó el referente del sindicato de Jorge Avila, el diputado provincial Carlos Gómez, luego de la convocatoria realizada ayer a los delegados en el gimnasio del gremio, en el barrio Pueyrredón.
El análisis petrolero es que esa cláusula significaba una extorsión, dado que la prioridad en las negociaciones sigue siendo el sostenimiento de las fuentes laborales. Por eso, el sindicato exige que en cualquier acuerdo que sea firmado haya una cláusula de estabilidad laboral.
La normativa decía que los sueldos del sector tendrían un incremento de 30% en tres cuotas y una suma fija no remunerativa de 15 mil pesos. La letra chica indicaba que esa suma solamente la cobrarían los trabajadores en servicio, por lo tanto quedaban afuera del beneficio aquellos que se encuentran en stand by por distintas situaciones.

EN ESPERA
Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego transitaban anoche por el camino de esperar al viernes un acuerdo. Los secretarios generales van en bloque, aunque con diferencias con Guillermo Pereyra, el líder en Neuquén y Río Negro que además es senador nacional por el Movimiento Popular Neuquino.
El paro de 48 horas empezó a las 0 del lunes en todos los yacimientos, aunque el movimiento, como siempre en la industria petrolera, inició a las 20. Es así que anoche la medida de fuerza ya había cumplido su ciclo. La idea del plan de lucha es un paro progresivo, siendo el próximo con una duración de tres días.
El alerta entre los trabajadores es por la bajas laborales de los últimos meses, que suman unas 2.000 desvinculaciones y subiendo entre retiros voluntarios, jubilaciones exprés y obreros de la construcción afectados a la industria petrolera a la espera de una reactivación de obras, según datos de organismos con la Secretaría de trabajo de Chubut, ANSES y los propios sindicatos, y que El Patagónico repasó en detalle en su edición del sábado 18 de junio.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico