Hoy un juramento que se espera mañana no sea traición

El detrás de escena de la marcha por las fuentes de trabajo y la multitudinaria concentración en rutas 3 y 26. Policías reclaman, mellizos picarones y campañas que ya están lanzadas.

El comisario De Vadillo

Así le pusieron sus propios colegas al responsable de la Policía Comunitaria quien, tal vez por una compulsión a la limpieza, mandó a sus agentes a sacar arbustos y yuyos de varios baldíos que hay en las 1.311 Viviendas.
La tarea de desmalezamiento que realizaron los policías recientemente no solo generó el apodo irónico al comisario, sino también el malestar de la gente que vio el hecho y les reclamó a los agentes que en lugar de hacer trabajos de jardinería se ocuparan de lo suyo: la prevención del delito.
Las quejas de los vecinos, más que entendibles, fueron bien recibidas por los agentes que, subiendo los hombros hacia arriba, dieron a entender que "donde manda capitán, no manda marinero"; o mejor dicho: "donde manda comisario, no mandan los policías de calle".
Parece que el comisario, por las dudas de que la carrera policial se le complique, está buscando otra actividad y ya se ofrece como reemplazante del histórico responsable municipal de Parques y Paseos. "Total, me cambio la gorra por el sombrero, y listo", habrá pensado.

Tuvieron que cambiar el recorrido

Los petroleros, que organizaron el "Comodorazo" del viernes, inicialmente habían pensado arrancar la movilización desde la propia sede sindical, de Callao y Constituyentes, y desandar esos casi 15 kilómetros hasta llegar, eufóricos pero seguramente cansados, a la rotonda de rutas 3 y 26.
El jueves, luego de sopesar las posibilidades, finalmente se optó por arrancar desde el Industrial, la mayoría desde cada una de sus bases, y la columna central, con Jorge Avila a la cabeza, desde DLS. Con esto, por un lado se ahorraron varios kilómetros de caminata y también se evitaron problemas de tránsito.
Pero el cambio también alivió al responsable de finanzas del gremio, a quien ya se le había comunicado que cuando la columna pasara por la Tercera los efectivos de esa comisaría los iban a recibir con carteles de adhesión, pero también con otros con los que se reclamaría la falta de pago del gremio a los adicionales que las 24 horas de todos los días realizan los efectivos en la sede gremial.
Desde la comisaría ya se hicieron múltiples llamados pero, desde hace tiempo, los responsables de tesorería del gremio no atienden el teléfono ni el reclamo que, indican, supera los 60.000 pesos.

¿Y éste?

En el "Comodorazo" hubo una representación política muy importante; de hecho estuvieron todos, o casi. Entre los ausentes se destacaron los intendentes de Rada Tilly y Sarmiento, Luis Juncos y Ricardo Britajapa, ciudades que también dependen mucho del petróleo, tanto por ubicación geográfica como por ingresos y el trabajo que en las localidades se desarrolla, sobre todo en la ciudad de los lagos.
En el caso de Juncos, su ausencia pudo estar justificada en su alineación al gobierno nacional ya que, pese a las diferencias y a su pertenencia radical, el intendente de la villa logró la reelección a través de la boleta de Mauricio Macri. De Britapaja no se conocen o sospechan razones que fundamenten su ausencia ya que si bien pertenece a un partido municipal, siempre estuvo en sintonía con los petroleros y últimamente también con el gobernador Mario Das Neves, que apoyó la marcha.
De todos modos, Juncos estuvo representado indirectamente por algunos concejales de otros bloques, y Britapaja por el ex intendente, Sebastián Balochi, que concurrió como simple ciudadano, o bien representando a Comodoro, dado que –se dice- hoy percibe ingresos como asesor del municipio de esta ciudad.

Frases que lo dicen todo
El titular de Petroleros Privados, Jorge Avila, estaba haciendo su enfático discurso, en el que por un lado criticaba a las operadoras y a Nación, y por el otro destacaba el acompañamiento del gobernador Mario Das Neves y del intendente, Carlos Linares.
En esa repetición de agradecimientos, a "Loma" las palabras le jugaron una mala pasada para el que pudo apreciar el posible doble sentido de la frase. Fue cuando tras nombrar una vez más al intendente y al gobernador y agradecer a todos los políticos presentes, mirando a la multitud dijo "si no fuera por los políticos, no hubiéramos llegado hasta acá".
El sindicalista hacía referencia, al menos ese era su idea, al acompañamiento y a la movilización, pero como el paro y la marcha era para reclamar por incumplimientos, falta de trabajo, producción y demás, también un mal pensado puede entender que se estaba refiriendo a que fueron esos señores los que generaron la crisis.

¡Qué ministro!

El secretario de Trabajo, Marcial Paz, fue otro de los funcionarios que estuvo en la marcha por decisión propia, pero también en representación del gobierno de Mario Das Neves. Como a primera hora era el único referente de la gestión provincial, varios medios aprovecharon para entrevistarlo y dejar en claro que la medida de fuerza contaba con el apoyo provincial.
En diálogo con Radio Del Mar, la primera emisora que lo entrevistó, luego de explicar su posición en defensa de Comodoro y el orgullo que le generaba la organización de los trabajadores, el funcionario adelantó que, en representación del gobernador, "va a estar, y posiblemente hablar, el ministro Bou".
No se sabe si fue un error de pronunciación o si Paz, que parece ser muy futbolero, estaba pensando en Racing. Eso sí, cuando lo vieron a Sergio Bohe, el ministro de Hidrocarburos, no se escuchó el ensordecedor "Bou, Bou , Bou" que suena en Avellaneda cuando el centro delantero sale a la cancha. O que pasaba cuando el entrerriano hacía goles.

Caminar no es lo suyo

El diputado provincial David Danilo González rescató también en varias entrevistas lo importante que estaba siendo a esa altura de la jornada el Comodorazo. "Anduve un rato por el centro y no hay nadie. Está todo cerrado, casi no circulan autos. Esto demuestra y confirma el acompañamiento masivo del pueblo en esta movilización", sostuvo.
Luego resaltó que se sumó "a la caminata que hicimos desde DLS hasta aquí (por la rotonda de ruta 3 y 26), y fue impresionante", y no se sorprendió cuando el mordaz periodista le dijo: "y esta debe haber sido la vez que más caminó en su vida, ¿no?". Caminante no hay caminos, a González lo hacen caminar solo los petroleros.

Picantito el choripán
Si hay crisis, dicen en esas frases sin mucho sentido, que no se note. Y parece que la crisis de los petroleros todavía no se siente en el bolsillo y así lo notaron los comerciantes espontáneos que, aprovechando la concentración, se dirigieron a ruta 3 y 26 con comida y bebida para vender y hacer no su "América" ni su "abril", sino su "Comodorazo".
Más allá de que la logística petrolera incluyó bebidas, choripanes, facturas, café y otras infusiones propias, la larga jornada hizo que muchos, además de lo recibido por el gremio, siguieran degustando de los embutidos que varios fueron a vender y algunos a un precio más que saladito: 50 pesos.
La venta fue total y la recaudación fue excelente. Lo notable es como estos vendedores saben ejercer su negocio y mejorar su recaudación, porque cuando van a otras manifestaciones de gremios más modestos y trabajadores con bolsillos más flacos y como sucede en los otros comercios de la ciudad, los precios son más al paso. Pero a los petroleros los "fajaron" porque en este caso los muchachos no se fijaron mucho en los precios.

Los cantitos de la discordia

Otros que tuvieron dudas en sus discursos fueron los titulares de la UOCRA, Raúl "Conejo" Silva, y de Petroleros Jerárquicos, José Llugdar. Resulta ser que el dirigente de la construcción se fue de boca cuando, en relación a los cantitos que venían de las bases, dejó de lado el discurso de que la movilización "no era en contra de nadie" y tomando la palabra del pueblo aseguró "sí, es hora de que los despidos se los metan ahí" (en ese lugar ubicado debajo de la espalda). Y esa fue toda su alocución.
Acto seguido, Llugdar también se refirió al cantito que venía de la masa pero, a modo de censor y bien recatado como es, mientras escuchaba que la voz predominante decía "que los despidos se los metan en el culo", atinó a señalar, en tono de broma y no tanto: "parece que los cantitos y el vino no son una buena combinación".

Se cayó varias veces
Uno de los "ganadores" del "Comodorazo" fue, curiosamente, el titular de Petroleros de Santa Cruz, Claudio Vidal, quien por momentos pasó de ser invitado a dueño del escenario, de los discursos y de la escenografía.
Durante toda la mañana, sus afiliados se volvieron locos para poner en pie al muñeco gigante, que es como un "Gorosito" aggiornado y que bautizaron "el Claudio". Una y otra vez, cuando parecía que la tarea estaba finalizada, a los pocos minutos "el Claudio" volvía a caerse y se reiniciaba de nuevo el trabajo de inflado y demás.
A la hora de los discursos, y con la multitud ya en ruta 3 y 26, "el Claudio" quedó erguido y era lo que más se veía de la concentración. Por su parte Vidal realizó el discurso más largo de la jornada histórica. Sus palabras ocuparon 15 minutos, los suficientes para hacer pie y para, pese a la hermandad, dejar algunas molestias entre los organizadores, que por lo bajo comentaban que "una cosa es invitarlo y otra darle el acto servido y en bandeja".

Si ellos lo dicen

En la jura de legisladores nacionales y provinciales de la Carta Orgánica Municipal, celebrada el lunes pasado, se lo veía al diputado provincial David González con un atuendo de calle, nada acorde con la importancia de la ceremonia. En jean y con una camisa nada fuera de lo común, estaba esperando en el Concejo que comenzara la ceremonia.
"¿David, no tenías algo mejor que ponerte? Todo bien, pero la verdad es que bien te podrías haber puesto un traje", le sugirió un asistente del Concejo Deliberante que recibió como respuesta un curioso: "no te preocupes; yo en un rato hago magia y me vas a ver jurando de traje y corbata", para luego decir: "ya vengo, esperame y vas a ver cómo aparezco mejor vestido".
Efectivamente, a los tres minutos González volvió a aparecer para la jura con el atuendo prometido. "La magia" aludida se descubrió minutos más tarde cuando, detrás suyo y ocupando un lugar en las sillas para los invitados, se sentó su hermano mellizo, Carlos González, vestido con un jean y camisa nada fuera de lo común, con una sonrisa con la cual daba cuenta de su broma al encargado de protocolo del Concejo, quien tras la jura lo encaró y le dijo "¡Qué bárbaro, son iguales! No me había dado cuenta de que eras vos y no David". La respuesta fue: "no es la primera vez que pasa; incluso nuestras mujeres nos confunden".

Por mi ciudad

En la jura todos los legisladores, a excepción del radical Eduardo Conde, todos agregaban al clásico "por la Biblia y estos Santos Evangelios" alguna palabra más de compromiso. Así, por ejemplo, Ana Llanos aportó: "por la legión de María"; Jorge Taboada su compromiso con la CGT y los trabajadores, y el diputado provincial Roddy Ingram "por mi ciudad".
La mención del hombre que hablaba de pesca despertó un grito insistente desde las barras: "Bigornia", por el barrio de Rawson que ahora sería la "ciudad" del diputado dasnevista.

En campaña

El primero de los diputados provinciales en jurar, luego de los senadores y diputados nacionales, fue el titular del bloque del FPV, Javier Touriñan. Como el vice intendente Juan Pablo Luque, a cargo de la lectura de las juras, venía embalado con invitar a levantar la mano y comprometer a los nacionales, se confundió y al llamar al ex concejal lo presentó como "el diputado nacional Javier Touriñan".
La equivocación generó risas y otros gritos desde las barras desde donde se escuchó "ehh, ya está en campaña el Javier", quien levantó la mano en señal de agradecimiento a Luque, que rápido de reflejos dijo: "bueno, paren, no es el único anotado para el 2017". Y es cierto que en el PJ ya son varios los que aspiran a una de las dos bancas que estarán en juego.

Sin moscas ni poemas

El diputado provincial de Cambiemos, Eduardo Conde, se hizo famoso a nivel nacional por el episodio ya aclarado de "la mosca" en la Legislatura. El abogado comodorense también ganó espacio en los medios y sesiones de la Legislatura por leer algunos poemas alusivos a los temas que motivaban sus intervenciones en la hora de preferencias.
Se ve que tanta exposición, palabras y poesía, a Conde lo saturaron porque en la sesión de jura a la Carta Orgánica no modificó ni agregó nada a la fórmula tradicional y se limitó al monocorde "sí, juro".

A la espera de Mario

Los únicos ausentes en la jura de la Carta Orgánica fueron los diputados provinciales Mario Mansilla, de Chubut Somos Todos, y Sergio Brúscoli, del Frente para la Victoria.
En la semana, según se comentó, se sabrá si el Concejo prepara una nueva jura para ellos dos, que no explicaron su ausencia, o quedan efectivamente como los únicos legisladores por Comodoro que no juraron por la Carta Magna de su ciudad.
En el caso de Mansilla, algunos aseguran que su ausencia evitó problemas ya que, entre los invitados, estaba el secretario general de Petroleros Privados, Jorge Avila, con quien mantiene una dura pelea de cara a la renovación de la conducción del sindicato, y quien como Pancho por su casa, se sentó en el lugar en el que estaban los legisladores que luego juraron por la Constitución de la ciudad, en lugar de hacerlo en las sillas reservadas para los invitados.

En todos los detalles

El gobernador Mario Das Neves confirmó la semana pasada que el próximo 16 vendrán a la provincia autoridades nacionales para inaugurar la cárcel de Trelew, en la ex torre Omega, cuya apertura no fue posible durante la pasada gestión y que la actual retrasó hasta que puso el lugar, según las palabras de Das Neves, en "verdaderas condiciones y de acuerdo a protocolo de seguridad que tiene que tener toda unidad de detención".
Cuando se le preguntaron al gobernador cuáles eran esas obras que no se habían hecho de acuerdo al protocolo, dio un solo ejemplo: "aunque ustedes no lo crean, en las celdas había espejos. Uno quiere que los detenidos tengan las mejores condiciones indispensables para cumplir la condena, pero algunos se olvidaron cuando la diseñaron que se trataba de una cárcel y no de un hotel 5 estrellas. ¡Cosas como estas solo se le pudo haber ocurrido a Buzzi!i", completó en la entrevista radial.

Más que un mucamo

El lunes, cuando se confirmó el paro y la movilización petrolera del viernes, el secretario general de Petroleros Privados, Jorge Avila, primero tuvo una reunión con otros referentes sindicales con el intendente Carlos Linares en su despacho, y por la tarde, ese mismo encuentro se reiteró en la sede sindical.
Un día después, en Petroleros, fue el intendente quien en la mesa en la que estaba acompañado por la totalidad de los titulares de los gremios que se iban a movilizar, ratificó el paro y la concentración en ruta 3.
Detrás de las autoridades centrales estaba ubicado el aún secretario general del municipio y ex responsable de prensa de Petroleros, Leonardo Rocha, quien estuvo atento a cualquier necesidad que tuvieran tanto Linares como Avila a quien, cuando vio que se estaba quedando con la garganta seca, rápidamente les servía agua en sus vasos.

La adelantada
Para 2019 falta mucho pero, sin pasar por 2017 para el que ya hay muchos anotados para las diputaciones nacionales en juego, María Victoria Das Neves ya arrancó la campaña aunque no se sabe para qué cargo. Lo cierto es que la hija del gobernador ya tiene un twitter de campaña "marivi 2019", del cual todavía no salió escrito alguno pero que llamó mucho la atención.
Se desconoce si lo abrió ella, o dejó a alguien a cargo o si están usando su nombre, pero lo cierto es que no se corresponde con lo que repetidamente indica su padre, el "trigobernador" como ella lo define, quien continuamente pide a sus funcionarios y al resto de los políticos en general que trabajen ahora desde sus cargos, "sin estar pensando en la elección que viene", o en la otra, en este caso.

Solo por las fichas

El miércoles se realizaron distintos allanamientos en la ciudad en oficinas y empresas ligadas a Lázaro Báez. Uno de ellos fue en un edificio de la calle Francia al 900. Entre los gendarmes, atentos a las novedades, fueron varios los periodistas que veían cómo cada tanto salían dirigentes radicales que, en tono risueño pero para que no hubiera duda alguna, decían: "che, nosotros solo venimos a buscar fichas de afiliación a la oficina de Herrera", en alusión a César Herrera, propietario de San Fran, empresa petrolera que precisamente funciona en ese edificio y que no fue la allanada.

La pelea inesperada

En la semana que pasó, sin decir "agua va", el gobernador Mario Das Neves cuestionó, en conferencia de prensa duramente al senador nacional Mario Pais, a quien acusó de no trabajar para la provincia y por afirmar, en reuniones privadas, que las obras que se habían conseguido para Chubut en general y Comodoro en particular, recién iban a concretarse en 2018.
La afirmación del gobernador sorprendió primero a los periodistas del valle, que no sabían a qué se estaba refiriendo, y luego al propio senador que, tras algunas averiguaciones y llamados infructuosos a Das Neves, salió a contestarle con un escueto comunicado de prensa en el que aseguró que él no había dicho aquello. "Seguramente se dejó llevar por un comentario de algo que no existió. Me sorprende, pero debe ser eso", explicó Pais, en posteriores declaraciones.
Más directo fue el presidente del bloque de diputados del FpV, Javier Touriñan, que via twitter dijo que "el problema es que el gobernador se deja llevar por alcahuetes".

Cuando el tiempo no es tirano

La última sesión del Concejo Deliberante, para variar, empezó muy tarde, ya que, en lugar de arrancar a las 15, comenzó a las 17:40. Un retraso que no puede merecer fundamentación alguna ya que el único despacho del orden del día era el relativo al convenio con una consultora cordobesa para optimizar la recaudación del municipio.
La propuesta, que había merecido algunos reparos iniciales de la edil por el FpV, Sirley García, fue finalmente aprobada, pero cuando la sesión arrancó y se leyó, se decidió pasar a cuarto intermedio, en el que los ediles se pusieron de acuerdo en la manera en la que debían introducir el cambio propuesto por García, algo que bien podrían haber analizado y definido en los trabajos que se supone realizan en comisión o, al menos, en el tiempo de espera o de demora.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico